Re-Porteando

    0

    De hecho, la igualada se mantuvo en la tanda de los cinco primeros penales, por lo que fue necesario llegar hasta esa última instancia, donde el primero que falla, es el que pierde (obviamente, si el rival anota en su turno).

    Significativo título para el equipo y la afición del Estado de México, pues reafirma que Toluca es el rey de los torneos cortos en el balompié azteca, ya que ha alzado la copa en siete ocasiones, mientras que los Tuzos del Pachuca le siguen al tener en sus vitrinas cinco títulos en esta modalidad, que si no me equivoco desde 1986 cambió aquellos largos torneos de 38 jornadas en una sola temporada, a dos cortos, copiados de Sudamérica bajo los nombres de Clausura y Apertura (en lugar de ser a la inversa).

    También fue significativo porque gracias a la constancia y una excelente dirección técnica de José Manuel de la Torre Menchaca, los “Choriceros” llegan a diez coronas en su historia, alcanzando ya al América en el segundo lugar de equipos con más títulos obtenidos, sólo superados por las bienamadas Chivas Rayadas del Guadalajara que encabezan la lista de los grandes, con once títulos de campeones.

    Curiosamente, Toluca es hoy el campeón “diez coronas”, lo que permite el juego de palabras, ya que este trofeo lo ha ganado en el estadio “Nemesio Diez”, el apellido de la familia y del hombre más querido y respetado y que en este mismo año habría celebrado el centenario de su natalicio (+), mientras que por otro lado, se hace la referencia a la empresa cervecera -Corona- que es desde hace muchos años el más fuerte patrocinador de los mexiquenses.

    Muchas cosas hay para el análisis tras una final del futbol mexicano, pero hay dos aspectos para destacar: primero que José Manuel de la Torre se convierte en el técnico más triunfador en la época reciente, pues con pocos años como entrenador profesional, ha sumado tres títulos de campeón: uno con Chivas y dos con el Toluca, lo que le convierten en el candidato natural para dirigir a la Selección Mexicana, luego de que Javier Aguirre ha anunciado que deja al Tri tras su participación en el Mundial de Sudáfrica, en aquella declaración que tanta controversia provocó, pues incluso dijo que ya no regresaría a México por la creciente inseguridad y violencia, y que al culminar su compromiso en Sudáfrica, se quedaría a vivir con su familia en Europa, donde –se asegura- ya tiene atractivas ofertas con clubes del viejo continente.

    El “Chepo” manifestó al final del partido que seguirá con el Toluca el próximo torneo, pero más le valdría a la directiva “choricera” ir buscando nuevo técnico, pues por si fuera poco que De la Torre es candidato para dirigir la Selección Mexicana, también se especula que el América le haría una tentadora oferta para irse al equipo de Coapa, tras el cese de Chucho Ramírez hace unas semanas, y por ello es que el alto mando de Televisa no ha anunciado al nuevo estratega de las Águilas, así que no descarte usted que el de ayer haya sido el último partido de Chepo con los Diablos Rojos, y su destino estaría en el Tri o en el América.

    En contra-parte, el técnico del Santos de Torreón, Rubén Omar Romano, quien lloró como un niño al final del partido de ayer en la alguna vez llamada “Bombonera”, pues jamás se ha coronado campeón como entrenador y este domingo acarició como nunca antes el emblemático trofeo conmemorativo por el Bicentenario de la Independencia de México.

    Y no es exageración: pues aunque Toluca tuvo varias opciones de gol a lo largo de los 120 minutos del encuentro –incluido el periodo extra-, como las que desaprovecharon Edgar Dueñas en un cabezazo y Héctor Mancilla en un churrito sobre el final del partido, las opciones más claras de gol estuvieron de parte del Santos, como en aquel par de atajadas del arquero Talavera y una más tapando valientemente con el rostro a un bombazo a escasos dos metros de distancia.

    Pero la que no tuvo madre fue la falla de Vicente Matías Vuoso –que parece que no supera haber quedado fuera del Tri- y en los minutos finales del partido dejó ir la más clara, al fallar abanicando el gran pase que le había puesto “El Cepillo” Oribe Peralta, dentro del área toluqueña.

    Y lo que son las cosas: después de esa falla monumental, el destino le volvió a poner en charola de plata la oportunidad para que Vuoso lavara su error y se proclamara como héroe en la tanda de penales, pues habiendo fallado por el Toluca el capitán Antonio Naelson Sinha  y Héctor Mancilla, y habiendo anotado Vladimir Marín y Novaretti, por parte del Santos habían anotado consecutivamente Juan Pablo Rodríguez, Ludueña y Lacerda, Vuoso tenía la gloria en sus manos y falló inexplicablemente el penal que hubiera sido el campeonato para Coahuila.

    Todavía el Santos volvió a tener la oportunidad de coronarse en el quinto penal, pues Romagnioli había marcado para Toluca, pero Carlos Morales tenía en sus pies el gol del título y echó el balón afuera, con lo que se empató el marcador global a tres en la tanda de penales, obligando a la llamada “muerte súbita”, y ahí acabó la historia, pues el toluqueño Edgar Dueñas acertó su envío, mientras que el disparo de Fernando  Arce fue atajado por el arquero Talavera, quien así se vistió de héroe y se distinguió como el jugador no del partido, sino de la serie de final y de toda la liguilla.

    TALAVERA, EL MEJOR
    Y es que en honor a la verdad, Alfredo Talavera se llevó la tarde y los aplausos. El portero que muchos años fue el suplente de Osvaldo Sánchez en Chivas, hizo valer aquella máxima tan socorrida en el futbol: “el alumno superó al maestro”.

    A pesar de que Osvaldo (quien por justicia tendría que estar en estos momentos con la Selección Mexicana) tuvo grandes intervenciones, incluso deteniendo los penales a dos expertos como Sinha –el otro gran ausente del Tri en Sudáfrica- (quien festejó ayer su cumpleaños levantando la copa de campeón) y a Mancilla, un artillero nato que hace poco fue campeón de goleo individual; su discípulo Talavera demostró que lo que bien se aprende, jamás se olvida y también atajó dos penales: primero a Juan Pablo Rodríguez (aunque por decisión arbitral se tuvo que repetir y en segunda chance el chato acertó) y al final a Fernando Arce, atajada que convirtió en el título de campeón para el Toluca.

    Talavera, muchos lo recuerdan, surgió a la fama cuando en un clásico Chivas-América atajó un penal al capitán Cuauhtémoc Blanco, enviando el balón a tiro de esquina, e inmediatamente en el cobro de esa jugada, sobrevino una mala salida del “Tala” que se convirtió en el gol de los americanistas. De héroe a villano en menos de un minuto.

    La jugada le pesó y atravesó por altibajos en la cabaña tapatía, por lo que en lugar de pasar a ser el segundo portero del Guadalajara, lo desplazaron hasta el tercer sitio, poniendo a Luis Michel como el suplente de Osvaldo, y hoy -cosas de la vida- Michel será mundialista y Osvaldo deberá ver al Tri desde su casa, por televisión.

    Entonces, la suerte de Alfredo Talavera estaba echada y por ello tuvo que salir del Rebaño Sagrado. Llegó a Toluca, donde hay un arquero de grandes cualidades, Hernán Cristante Mandarino, un consentido de la talla de históricos como Vicente “Diablo” Pereda, Walter Gassire, José Saturnino Cardozo o Vicente Sánchez, y nadie concedía al recién llegado guardameta ninguna oportunidad, primero por la constancia y regularidad de Cristante, y luego por el liderazgo y gran desempeño del argentino.

    Pero sobrevino una lesión que marginó a Cristante del arco mexiquense y se abrió la gran oportunidad para Talavera, que incluso había recibido gritos de “maleta” y “coladera”, pero el guardavallas tiene el carácter y temperamento templado y se sobrepuso –como lo hizo Hugo Sánchez a su llegada a España, cuando le gritaban “lárgate indio”- a los insultos y ayer la Perra Brava –esa porra que se desnuda tras el primer gol de su equipo, tuvo que rendirle pleitesía y corear el nombre de Talavera como un orfeón gigante, con gritos de “portero, portero”.

    Justo reconocimiento para Alfredo Talavera, como justo y noble fue también el gesto de todos los jugadores, al dirigirse al palco donde se encontraba Hernán Cristante, para invitarlo a bajar a la cancha y celebrar con todos la obtención del campeonato, pues aún ausente por lesión, el liderazgo del meta argentino sigue intacto, y tanto jugadores como aficionados, le respetan y le quieren: es pues, un ídolo en Toluca.

    En cuanto al arbitraje, bueno en términos generales el trabajo de Armando Archundia, como bueno fue en la final de ida (en Torreón) el desempeño de Marco Antonio Rodríguez. Hoy ambos, con la satisfacción del deber cumplido, estarán por abordar el avión que los lleve a pitar en el Mundial de Sudáfrica 2010. Suerte y éxito para ambos.

    Tras la final, sólo una pregunta quedó en el aire y que no pasó desapercibida para muchos: ¿Qué pasó con Enrique Peña Nieto, el gobernador del Estado de México?; en anteriores finales era evidente la presencia del mandatario mexiquense y el más fuerte aspirante a la Presidencia de México, quien incluso vestía la chamarra rojiblanca del Toluca, pues ayer en la transmisión por televisión no se le observó y tampoco a la hora de recibir el trofeo y el posterior festejo. Repito: ¿Qué pasó con Peña Nieto?

    TRI: PRUEBA DE FUEGO
    Y precisamente ya en ambiente mundialista, México sostendrá hoy lunes su primera gran prueba de verdadero nivel rumbo a Sudáfrica, cuando enfrente a las 2 de la tarde (hora de Comala) a Inglaterra, en el que siempre se ha considerado como el «pasto sagrado» de Wembley, hoy cuestionado por un supuesto deterioro y descuido.

    Todos los anteriores compromisos del Tri fueron, con todo respeto para los rivales, meros ensayos, pues ni Chile ni Angola ni Senegal se comparan, ni remotamente, con lo que Inglaterra exigirá hoy a la tropa de Javier Aguirre, quien ya cuenta con cuadro completo y por tanto no habrá pretexto que valga para justificar el resultado, sea cual fuere.

    Igualmente, será la oportunidad de ver de qué están hechos los convocados por el “Vasco” en cada una de las posiciones. Si realmente la experiencia de Cuauhtémoc, el roce internacional de Rafa Márquez, la juventud y el empuje de Carlos Vela, Giovanni y Jonathan Dos Santos y el resto del plantel, nos harán albergar esperanzas.

    Por si fuera poco, el juego ante los ingleses nos pueda arrojar luz sobre quien será el portero titular de México. Hasta hace unos meses, semanas quizá, nadie hubiera cuestionado a Guillermo Ochoa como guardián del arco azteca, pero combinados algunos errores que tuvo tanto con el Tri como con el América y ante el gran nivel que ha mostrado Luis Michel aunado a la experiencia ya mundialista de Óscar “El Conejo” Pérez, hoy nadie puede asegurar cual de los tres cubrirá el marco ante Sudáfrica en el partido inaugural del 11 de junio.

    Y no es que uno sea aguafiestas, pues como mexicanos queremos, deseamos, tenemos la ilusión de que el Tri haga algo trascendente en el Mundial, pero hoy Inglaterra –serio aspirante a campeón-, nos puede, les puede poner un “estate quieto” que nos ubique en nuestra realidad. Y si usted me pregunta mi pronóstico para hoy, creo que Inglaterra ganará  3-1 a México, aunque espero equivocarme rotundamente y que me tapen la boca con una victoria.

    LOROS: NUEVO TÉCNICO
    Finalmente, comentar que hoy a las 6 de la tarde, en la rectoría de la Universidad de Colima, se dará a conocer por parte del rector Miguel Ángel Aguayo López y de Jimmy Goldsmith, el nombre del nuevo entrenador y cuerpo técnico de los Loros en el futbol de la Liga Premier de Ascenso, es decir, la Segunda División Profesional.

    Se cerró un ciclo con Octavio Mora, que junto con su hermano y su hijo integraron el cuerpo técnico de los Loros y antes ya lo habían hecho con el Cihuatlán, llegando siempre a las liguillas finales, pero sin coronar el esfuerzo y obtener el ascenso con los Loros.

    Conociendo a Jimmy Goldsmith, su amor por el futbol, su trayectoria como mecenas y patrocinador de equipos, pero sobre todo su búsqueda incesante de triunfos, puedo asegurar que el nuevo estratega universitario será un hombre experimentado y con exitosas cartas credenciales, como en su momento lo fue Daniel Guzmán en Cihuatlán. Por respeto a mi amigo Jimmy, por respeto a la Universidad de Colima, mi Alma Mater, y por respeto a mis colegas, me reservo el nombre del nuevo técnico loro, que hoy será presentado. <Pepe Naranjo>

    Mi correo: [email protected]

    (También puede leer mi columna en www.elmundodesdecolima.com.mxwww.colimanoticias.comwww.periodicosenda.com, www.afmedios.com y www.genteactiva.com.mx)

    Lunes, 24 de Mayo de 2010|09:26:19|COLIMA,MÉXICO

    Compartir