Carlos Garibay, un Orgulloso Abogado

    0

    «Veía yo que de pronto se daban injusticias, en las cuales podía, uno como abogado, combatirlas. Estudié mi carrera en la Generación 81-86 de licenciado en derecho, era estudiante y empecé a trabajar en la universidad, precisamente en 1984 cuando surge la primera maestría tuve la posibilidad de ingresar, dando mi servicio social a través del Centro Universitario de Educación Obrera -CUEO-, dirigido por el Lic. Luis Francisco Ponce Grande y después por el maestro Juan Elías Cordero, dando cursos de capacitación a obreros en materia laboral, y después nos enfocamos más a la cuestión académica fui de los primeros profesores jóvenes que daban clases en la Facultad de Derecho”.

    “En el 2001 llego a ser Director de la Facultad de Derecho, un gran honor para mi el haber estado en mi alma mater en mi escuela, tuve la oportunidad de dirigirla, después, la distinción de ser abogado general de la universidad, un gran honor que me llenó plenamente porque yo además de lo académico me he dedicado al ejercicio libre de la profesión, he sido abogado litigante por lo tanto representando a mi institución a mi universidad de Colima, que tanto amo, ahora estar sirviéndola desde esta trinchera en la cual aportaba mis conocimientos legales”.

    EL VALOR DE LA LEALTAD

    Refiere que “ soy una persona que me gusta mucho hablar de las lealtades, una persona derecha, me gusta lo claro, la honestidad, y procuro practicarla siempre. Soy casado, nací en el año de 1959, tengo 49 años, viví en el barrio de la Lerdo de Tejada, estudie en la escuela Carlos L. Oldenbourg, después mis papás se fueron a Villa de Álvarez, la cual quiero entrañablemente incluso mucha gente me ubica como villalvarense y cuando me preguntan yo les digo que sí, porque quiero a Colima tanto como a Villa de Álvarez, que nos abrió las puertas”.

    “Mi papá tenía un taller de sillas de alambrón tejidas con plástico, ahí trabajamos, se trabajar las sillas desde cortar la varilla, doblarla, soldarla, pintarla y tejerla, todo el proceso lo aprendí, todo esto te ayuda a ser responsable desde niño, a obtener ingresos y a tener iniciativa, cosa que le agradezco a mi padre”.

    “Vivimos en un barrio pobre y desde chicos tuvimos que participar en trabajos en apoyo de la familia, somos once en total, éramos una familia muy numerosa, actualmente de pronto no se explica uno como nuestros padres hicieron para mantenernos a todos, y darnos a la mayoría de mis hermanos una profesión, tenemos una hermana Lae, otro abogado Javier, Pedro que es Ingeniero Bioquímico, Toño que es Psicólogo, Luis que es periodista, Miguel que es Licenciado en Administración de Empresas Turísticas”.

    “Tengo cuatro hijos, dos hijos grandes ya, un hijo de 9 años otro de 2 años siete meses, y espero un nuevo hijo mi esposa tiene cerca de 6 meses de embarazo”.

    LA UNIVERSIDAD, EL PARTEAGUAS

    “Una de las cosas importantes que han marcado mi vida ha sido mi ingreso a la Universidad de Colima, en ella me siento realizado como persona, en ella hay un cúmulo de amigos, hay mucha gente valiosa, gente que quiere a la Universidad, y feliz por estar sirviendo a la sociedad.
    “Ser o Tener”, creo que tener puede ayudarte, pero lo más importante es ser,, además si se trata de tener atributos o también virtudes, los bienes materiales pueden ayudar pero no es fundamental; hay que revivir los valores espirituales.”

    “Me gusta comer mi sopa de verduras, soy un vicioso de las frutas, soy cuidadoso, me gustan los ejercicios aeróbicos, trato de cuidar mi alimentación además del ejercicio, ya es un estilo de vida, tengo el vicio del refresco aunque sea ligth, soy cariñoso con mis hijos sobre todo con los pequeños, la madurez de la vida te da la posibilidad de valorar más las cosas que tenemos”. Me gusta el cine, por ejemplo, el film “Informe Pelícano”. En cuanto a la música me gusta la de flauta, Andrea Bocelli, Pavarotti, la música clásica como las 4 estaciones de Vivaldi, de Mozart, de Bethoveen.

    CONOCIO A 4 RECTORES

    “Tuve el honor de conocer a cuatro rectores Humberto Silva Ochoa, Fernando Moreno Peña, Carlos Salazar Silva y al maestro Miguel Ángel Aguayo López. Quiero decirte en relación al licenciado Silva Ochoa que como universitario yo sentí y creo que debe reconocerse el trabajo de todos ellos. Con Humberto Silva hay un parteaguas en la universidad, empieza a fortalecerse a fincar las columnas de lo que es actualmente la universidad. Fernando Moreno le da un dinamismo importante, proyecta y hace crecer en lo material y en cuanto a conocimiento y proyección nacional, nace el concepto de centro editor de discos compactos. Tuvo visión política. Con Carlos Salazar se sientan las bases, para la internacionalización y se moderniza la Universidad, se crea el Campus norte, entran programas como el Promep, el Ceneval se amplia en lo académico y su configuración es más solida.”

    LIDERAZGO DEMOCRATICO DE AGUAYO LOPEZ

    “El M.C. Miguel Ángel Aguayo López, es un gran conocedor, ha estado trabajando con anteriores rectores y conoce la dinámica de la Universidad, se consolidan todos los programas, y se dan pasos hacia el futuro, hablando de una universidad sin fronteras, con alto nivel académico, crea Prevenimss, crea el Sorteo Loro, le imprime a su administración un gesto muy humano, conciliador, es un liderazgo más horizontal y no autoritario. Su forma de escuchar a la gente, de delegar; es una persona cercana a todos y que te deja la posibilidad de dialogar”, nos comenta para definir el liderazgo del rector de la máxima casa de estudios.

    «Colima es uno de los estados más bellos de la república, tiene todo, playas, montañas, árboles, agua, un nivel de vida importante, oferta educativa, contamos con una de las mejores universidades del país, vías de comunicación, nivel de vida bueno, tenemos un ambiente para ofrecerles a nuestros hijos y futuros nietos lo mejor, debemos de cuidar nuestro entorno, nuestro medio ambiente como lo hace nuestra Universidad”, expresa con vehemencia, Carlos Garibay Paniagua.

    Compartir