CONSIDERA ONU A «ZETAS» LA BANDA MÁS VIOLENTA DE AL

    0

    Explicó que, de acuerdo con los análisis que ha realizado la ONU, la agrupación delictiva cambió los esquemas de operación del crimen organizado, pues introdujo la violencia como principal arma para controlar territorios, y una vez que logra sus propósitos, comienza a intimidar a los delincuentes locales para “convencer” a los que no quieren trabajar con ellos bajo sus propias reglas.

    “Tratan de controlar de manera hegemónica los mercados ilícitos criminales y cuando pueden también los lícitos, a través de una utilización de la violencia.

    “Las organizaciones criminales tradicionales de tráfico, como primer instrumento para desarrollar su negocio, utilizan la corrupción, porque el valor del bien que están traficando es tan alto que no lo quieren poner en peligro (…), si la corrupción no funciona, utilizó la intimidación; si la intimidación no funciona, utilizó la violencia”, detalló.

    Entrevistado en el contexto de la primera Consulta Técnica para Desarrollar el Esquema Hemisférico contra la Delincuencia Organizada Trasnacional, a la que asisten 33 países de América, el funcionario de la ONU dijo que Los Zetas invirtieron las reglas.

    “Los grupos como Los Zetas han invertido esos instrumentos; el primer instrumento que utilizan es la violencia. ¿Por qué? Porque no quieren asegurarse una ruta, quieren asegurarse el control del territorio y por eso tienen que demostrar que tienen la capacidad de imponer su ley.

    “De ahí el uso mediático de la violencia. Los grupos criminales clásicos, como las mafias, desaparecen a sus muertos (…) El Pozolero (criminal del cártel de Tijuana que deshacía los cuerpos en ácido) no hacía más que desaparecer el producto de la violencia; Los Zetas, al contrario, la muestran”, subrayó.

    Mazzitelli indicó que una vez que este grupo criminal tiene en su poder el territorio, comienzan a administrar la corrupción.

    Cártel de Sinaloa

    El representante de las Naciones Unidas en México mencionó que en el caso del cártel de Sinaloa, agrupación dirigida por Joaquín El Chapo Guzmán, su lógica de operación es otra.

    Esta organización, agregó, puede ser considerada la “multinacional de las drogas”, ya que su negocio es el tráfico de estupefacientes en todas sus modalidades, pero ahora tiene que defenderse de los grupos que le disputan sus rutas.

    Al preguntarle hasta dónde llega la expansión de esas dos organizaciones criminales, el funcionario respondió: “Creo que la expansión de Los Zetas o del cártel del Pacífico (Sinaloa) está directamente coordinada a su capacidad de ofrecer bienes y servicios a otras organizaciones criminales en otros mercados.

    “No veo en este momento, no me atrevería a decir que el modelo zeta o células de Los Zetas se están expandiendo en otros continentes, simplemente porque en otros continentes hay otros grupos criminales que ya controlan el territorio, que ya controlan los mercados, pero hoy las organizaciones establecen alianzas en red, ofreciéndose mutualmente bienes y servicios que los dos (grupos) requieren”, apuntó el funcionario.

    Exigen partidos acelerar depuración policiaca

    Diputados federales de PRI, PAN y PRD instaron a las autoridades federales y estatales a redoblar el esfuerzo de certificación de elementos y mandos policiales, así como a continuar la “limpia” de las corporaciones de seguridad pública para evitar su colusión con organizaciones criminales.

    Según el Sistema Nacional de Seguridad Pública, al menos 30 por ciento de 170 mil policías evaluados reprobaron los exámenes de control y confianza.

    El diputado priista Eduardo Yáñez, secretario de la Comisión de Seguridad Pública, sostuvo por ello que el combate al crimen organizado precisa de mejores estrategias para “limpiar” los cuerpos policiales y tener la certeza de que sus elementos no estén coludidos con las bandas delictivas.

    Por separado, el panista Gustavo González, secretario de la Comisión Bicamaral de Seguridad Nacional, advirtió que las estadísticas oficiales confirman la necesidad de un sistema de control de confianza para detectar si hay elementos policiacos coludidos con el narcotráfico y el crimen organizado.

    El perredista Arturo Santana Alfaro consideró de extrema gravedad el avance global de apenas 35 por ciento en las evaluaciones de confianza a policías federales, estatales y municipales.

    Fuente: LA POLICIACA

     

    Compartir