Cierran escuelas, otras se quedan sin maestros y docentes se quedan sin contrato, denuncian

0

Juan Carlos Flores|CN COLIMANOTICIAS

Colima, Col.- Una escuela fue cerrada en el municipio de Colima, un preescolar se quedó sin maestros y otros profesores les dijeron que siempre no había recursos para ser contratados, son algunos de los problemas que aquejan a la Secretaría de Educación Pública (SEP).

A través de varias denuncias presentadas ante este medio de comunicación, se informó que la escuela primaria Vicente Guerrero, ubicada en la localidad rural de Loma de Allende, municipio de Colima, fue cerrada para este ciclo escolar, a pesar de que se le solicitó mantenerla.

Claudia Madrigal, maestra del plantel, manifestó su molestia y preocupación por esta medida porque de los 10 niños que se tenían dando clases, cinco de ellos podrían perder el ciclo escolar.

“No tenemos apoyo de ningún tipo de la institución para el transporte ya que ésta dijo que no podían ayudar, 5 niños aun no van a ninguna escuela (…) la primaria, tenía de todo no le faltaba nada, solo un maestro, dijeron, que todo el material se lo llevarían a la escuela donde estuvieran los niños inscritos, y pues la Presidenta del Comité de Padres firma confiando en estas palabras, y resulta que no fue así, lo mandaron a otras escuelas, y no está mal, pero en la escuela donde van los niños faltan cosas de papelería, entre otras cosas, pero porque no decir lo que ya pensaban hacer, las madres se sienten engañadas y molestas por esta situación”, dijo.

Soraida García Ortiz, profesora de educación básica, dio a conocer que seis maestros fueron dados de baja del Programa de migrantes de la Secretaría de Educación Pública, del cual se encarga la Maestra Concepción García Rubalcaba.

“Somos 6 profesores que fuimos dados de baja del componente migrante, somos maestros que tenemos el perfil para poder trabajar, estar frente a un grupo (…) nos percatamos de las preferencias e irregularidades de esta maestra encargada del componente migrante, ya que tiene trabajando a personas sin un perfil para poder estar frente a grupo, además de tolerar diversas acciones de los maestros mismos realizan en tiempo escolar, queremos que el gobernador del estado nos escuche. Ya que faltando una semana para regresar a clases nos avisan que siempre no seríamos contratados”, expuso.

Aclaró que a cada maestro le comunicaron para darlo de baja dando información distinta del porque ya no podían pertenecer en el programa “no hubo recorte de personal, no se siguieron los parámetros que según ella tomaría en cuenta, se mencionó que la antigüedad contaba y también le dijeron adiós a una compañera con 8 años que tiene trabajando para ese programa. De igual manera queremos anexar que asistimos a todos los cursos, así mismo tomamos el de aprendizajes claves, hay docentes que no asisten a ningún curso y no les hace nada. En el colectivo docente de migrantes hay muchos maestros que no le tienen la confianza a la encargada ya que se le comenta algo y esta se encarga de decirlo a sus profesores de su confianza”.

Otra denuncia presentada, para lo cual la informante pidió el anonimato, se comunicó que el plantel preescolar Angelita Betancour, ubicado en la colonia Villa de Izcalli, en Villa de Álvarez, se quedó sin maestra para el primer grado.

“Nuestros hijos sólo pudieron asistir el día 20 de agosto lo cual ese día nos informan de momento a otro que nuestros hijos ya no podrán asistir a clases por dicha situación nosotros como padres estamos preocupados por la educación de nuestros hijos ya que es un buen kinder y cuenta con excelentes maestras que se preocupan para mejorar la institución , y nuestros hijos están perdiendo días de clases no pedimos nada a la SEP más que una maestra la cual hasta ahorita no nos han dado respuesta o solución alguna es injusto ya que la educación no se la pueden negar a nuestros hijos (…) ya que fuimos a la SEP y sólo nos traen vuelta y vuelta, ya que el año pasado se trabajó para que tuviera material para que los niños de primer grado tuvieran con que trabajar este año, muchos padres hicimos el esfuerzo de comprar mochila y uniforma para que así de la nada de un rato a otro nos dijeran que ya no asistirán”.

Anuncios