Con salvas de cañón, celebran nacimiento del ‘bebé real’

0

MILENIO

Londres.-  Gran Bretaña está de fiesta desde ayer por el nacimiento del príncipe de Cambridge, el tercero en la línea sucesoria de la monarquía británica, cuyo nombre aún no se conoce y que sigue en el hospital con sus padres Guillermo y Catalina.

La madre y el bebé “están bien”, dijo hoy un comunicado oficial.

El nacimiento del hijo de los duques de Cambridge también fue celebrado hoy con salvas de cañón y el repique de las campanas de la Abadía de Westminster, en Londres.

Miles de personas eufóricas se precipitaron a las rejas del Palacio de Buckingham cuando se anunció que la duquesa de Cambridge había dado a luz a un niño en buena salud de 3.8 kilos.

El bebé, cuyo nombre aún no ha sido anunciado, ocupa el tercer lugar en la línea de sucesión al trono después del príncipe Carlos, hijo mayor y heredero de la reina Isabel II, y de su hijo mayor Guillermo.

“No podríamos estar más felices”, afirmó Guillermo, hijo del príncipe Carlos y de la difunta princesa Diana, en un breve comunicado.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y su esposa Michelle estuvieron entre los primeros en felicitar a Catalina, de 31 años, que dio a luz en el ala privada del hospital St Mary, en Paddington, en el centro de Londres.

Los servicios reales cambiaron sus planes a última hora, por temor a una filtración, y publicaron un comunicado tras haber informado del nacimiento a la familia Windsor, empezando por la reina Isabel II y el príncipe Felipe.

“El bebé pesó 8 libras y 6 onzas (3.8 kilos). El niño y la madre están bien. El padre, el príncipe Guillermo, asistió al parto como lo había anunciado”, dijo el palacio. La reina Isabel II, de 87 años, afirmó que estaba “encantada”.

En Londres, lugares emblemáticos como Torre BT y el ‘London Eye’ (una de las norias más grandes del mundo) se iluminaron con luces rojas, azules y blancas para celebrar el nacimiento del bebé. Este martes están previas salvas de cañonazos en la capital.

Los diarios celebraron el nacimiento en sus portadas, y muchos de ellos se limitaron a decir “Es un niño”.

Desde que la pareja contrajo matrimonio, en 2011, después de un romance que duró una década, Gran Bretaña esperaba con ansiedad la llegada de un bebé real y de una nueva generación de la monarquía británica.

Muchos consideran que la pareja formada por Guillermo y Catalina ha renovado la imagen de la realeza tras décadas de escándalos y de la muerte de la princesa Diana en un accidente de coche en 1997.

El palacio dijo que el nombre del niño será anunciado más adelante, pero que tiene el título de príncipe de Cambridge.

“Un momento importante para la nación”

Guillermo, que también tiene 31 años, es piloto de la Real Fuerza Aérea y se tomará dos semanas de permiso de paternidad para estar junto a su esposa, como ya hizo durante el parto.

“Mi mujer y yo estamos locos de alegría por la llegada de mi primer nieto”, dijo el príncipe Carlos, casado en segundas nupcias con Camila.

“Me siento sumamente orgulloso y feliz de ser abuelo por primera vez, y esperamos ansiosamente el momento de ver al bebé”, añadió.

El bebé es el tercer bisnieto de la Reina Isabel.

“Es un momento importante en la vida de nuestra nación, dijo por su parte el primer ministro británico, David Cameron.

Anuncios

Comentarios

Comentarios