No se Pudo: México vs. Sudáfrica 1-1

    0

    El Partido
    Ke Nako (Llegó el momento).
    La hora de la verdad tenía que llegar y así fue. México y Sudáfrica se plantaron en la cancha del imponente Soccer City. Entonaron sus himnos con pasión, con más ganas que nunca. Una inauguración inolvidable.
    Tensión y nervios, normal. Es un Mundial.
    Irmatov dio el pitazo inicial, movió México. Comenzaron los suspiros.
    Los de negro comenzaron tocando con seguridad, haciendo suyo el rectángulo. Tocaron primero a la puerta con extremo peligro, Paul Aguilar desbordó por la derecha, centró y el disparo de Gio Dos Santos fue tapado.  Un suspiro nada más. Era el primer minuto.

    Buen inicio.
    Al principio, la posesión era mexicana, absolutamente.
    Los Bafana Bafana fueron equilibrando territorialmente, pero tener la bola no era su prioridad, sí la de México, que tocó de lado a lado, buscó profundidad, sangrar al rival por las bandas. Los de Aguirre, mejor.
    La siguiente lanza a los sudafricanos pasó cerca, corría el 14 y el centro desde la esquina de Dos Santos, lo remató Guille Franco. Pasó por encima, nuevo aviso, una nueva flecha de los Guerreros mexicanos.
    Los locales fueron discretos, tuvieron un Tiro Libre que pasó muy desviado. Pero contestó el casaca 17, Gio, que siempre explosivo, descarado,  contragolpeó y disparó de fuera del área rozando el poste. Otro suspiro. El gol no llegaba. Se dominaba.
    Faltaba definir, acosar más a Khune.
    Rafael Márquez  fue el siguiente en probar la meta amarilla, tiró de lejos, por encima. Insistían. Se perdía la efervescencia del principio, pero se tenía la pelota y eso era importante. Sudáfrica no inquietaba.
    México era amo y señor en el Soccer City. En el minuto 31, Carlos Vela filtró un soberbio pase elevado a Guille, que bajó la pelota en el punto penal y definió ante la salida del meta, que con su brazo derecho detuvo el intento. Cerca otra vez. Se llegaba. Había que convertir.
    Seguían así. Grito fallido, Gol ahogado. Vela había empujado un Tiro de Esquina y mandó a guardar, hizo estallar el estadio pero se señaló Fuera de Juego. Anulado. Seguía todo en cero.
    Los vestidos de gala, de negro, eran superiores. A Gio Dos Santos nadie lo detuvo, volvió a entrar al área como si fuera su casa, disparó y la zaga le tapó… precisión, eso, faltaba sólo eso.
    Una catarata de saques de esquina llegó a favor de los Bafana Bafana, sobre el final del encuentro y replegando por primera vez al Tricolor. No pasó nada. Un suspiro más, ahora de tranquilidad.
    Pitó Irmatov, primeros 45 minutos del Mundial.  Aguirre mandó al cuadro igual, sin cambios.
    Otra vez llegó la posesión del lado mexicano, sin acosar en demasía al rival.
    Pero Sudáfrica marcó. Tomó mal parado a México, filtraron desde la media cancha una pelota para Siphiwe Tshabalala que arrancó solo por la izquierda, se metió a zona de peligro y definió cruzado al ángulo. Oscar Pérez no pudo hacer nada. Los locales tenían ventaja.
    En el minuto 60, Giovani volvió a tocar la puerta, en busca de la recuperación. Disparó de zurda y el arquero voló para atajar. Nuevo suspiro. No caía el tanto.
    Guardado ya estaba en la cancha. Luego Aguirre mandó Cuauhtémoc Blanco, al 10 para buscar cambiar el destino. Y enseguida a Hernández por Franco. México modificaba.
    El Soccer City tenía 84, 490  aficionados. Veían la mayoría ganar a los Sudafricanos. Pero la historia cambiaría…
    Y la insistencia tuvo recompensa.
    Andrés Guardado recibió la bola en la banda izquierda, alzó la cara, miró con atención, fue preciso y mandó un centro a segundo palo que Rafael Márquez bajó con elegancia y definió de derecha ante la salida del guardameta. Gol mexicano. Un nuevo suspiro que explotó en grito de alegría. Alivio. Merecido. La posesión volvió. Se tocó de lado a lado. Buscando, tratando, soñando con ganarlo.
    Y al 88’, México tuvo que volver a suspirar. Mphela perdonó en un arranque largo que golpeó el poste. Se salvaron los de negro.
    Fue un juego de suspiros, de nervios, de Copa del Mundo.
    El empate en el primer duelo del mundial se consumaba.
    La Selección Mexicana vino de atrás, igualó, tiene su primer punto.
    Quedó inaugurado el Mundial.

    Alineaciones
    Sudáfrica: 16.- Itumeleng Khune; 2.- Siboniso Gaxa; 4.- Aaron Mokoena; 15.- Lucas Thwala ; 2.-. Bongani Khumalo; 8.- Siphiwe Tshabalala; 10.- Steven Peinar (17-. Parker); 11.- Teko Modise; 12.- Reneilwe Letsholonyane (3-. Masilela 45’); 13.- Kagisho Dikgacoi; 9.- Katlego Mphela. DT. Carlos Alberto Parreira
    México: 1. Óscar Pérez; 2.- Francisco J. Rodríguez; 3.- Carlos Salcido; 4.- Rafael Márquez; 5.- Ricardo Osorio; 12.- Paul Aguilar (18-. A. Guardado); 16.- Efraín Juárez; 6.- Gerardo Torrado; 17.- Giovani dos Santos; 9.- Guille Franco (14-. Javier Hernández); 11.- Carlos Vela (10-. C. Blanco 68’). DT. Javier Aguirre.

    Amonestaciones
    México: Efraín Juárez 17’, Gerardo Torrado 56’.
    Sudáfrica: Dikgacoi 25’, Masilela 69’.

    Sudáfrica 1-1 México
    Estadio: Soccer City
    Ciudad: Johannesburgo, Sudáfrica
    Árbitro Central: Ravshan Irmatov (UZB)
    Asistente 1: Rafael Ilyasov (UZB)
    Asistente 2: Bakhadyr Kochkarov (KGZ)
    Cuarto Árbitro: Subkhiddin Mohd Salleh (MAS)

    Colima, Colima, viernes 11 de Junio de 2010

    Compartir