Pésima alimentación es otro factor para disturbios en el interior del CERESO, denuncian

0

*Familiares de algunos presos denunciaron las irregularidades que existen dentro del penal en Colima.

Luis Rosales Chávez|CN COLIMANOTICIASTecomán, Col.- Para algunos familiares de internos del CERESO los alimentos que se dan a los reclusos es denigrante y hasta antihigiénica, por lo que esto es un factor para que se generen disturbios.María  “N” madre de un hombre que se encuentra recluido en el CERESO denunció que la alimentación siempre ha sido raquítica e insalubre “es por eso que siempre tenemos la preocupación por lo que todo que está pasando ahí y con ello está afectando a los reos con la alimentación».Señala que ante esta situación ellos como familiares están haciendo el esfuerzo para estar llevándoles comida al día para evitar que consuman alimentos dentro de la penal .“Hace tiempo una persona enfermó y se hizo el comentario de que fue por un animal sucio que salió en la comida y no puede ser posible que un animal asqueroso haya caídos dentro de la olla, imagínate la asquerosidad”.Alberto “N” tiene a un hermano en el interior del CERESO desde hace 7 meses y confirma que la alimentación que se ofrece a los internos es indignante “es una cochinada lo que les dan ahí, les dan la comida ya espumosa echada a perder es una comida de perro”.“A veces les llevan las cabezas de los pollos nomas para que les de sabor al caldo, pero si la queja es lo sucio que está dentro de ahí” afirma.La empresa encargada de suministrar los alimentos está registrada con el nombre de “alimentos con idea”y según reportes periodísticos suministra alimentos a otros centros penitenciarios del país.En julio del 2021, la revista PROCESO a través de su corresponsal Pedro Zamora documentó que la Comisión Estatal de Derechos Humanos envió una recomendación al gobierno del estado encabezado por Ignacio Peralta por violar los derechos de los internos a tener una alimentación sana, suficiente y nutritiva.Sin embargo a decir de los familiares de los reclusos persiste el problema de la mala alimentación aún cuando ya tomó cartas en el asunto la CEDH, independientemente de otras problemáticas que existen al interior.