Actualiza EU alerta de viaje para Colima, por altos niveles delictivos… y Covid

0

*Baja el nivel de alerta del 4 a 3.

Alfredo Quiles|CN COLIMANOTICIAS

Colima, Col.-   El Gobierno de Estados Unidos bajó el nivel de alerta de 4 a tres para que sus connacionales no viajen a Colima o bien “reconsiderar su viaje por dos razones: la pandemia de coronavirus y los altos niveles delictivos que tienen registrados”.

A través de un comunicado del Consulado de ese país, a través del Departamento de Estado, bajó el nivel de alerta de viaje para su vecino, del nivel 4 al 3; sin embargo, pidió a sus connacionales a moverse con cautela en la República Mexicana, sobre todo por «la delincuencia y el secuestro….y Covid-19».

Puso hincapié en no viajar a cinco estados entre los que se encuentran Colima (por alto nivel de delitos y Covid-19), y Guerrero, Michoacán y Sinaloa por los niveles de delincuencia.

En el caso de Tamaulipas agregó a su advertencia el delito de secuestros. Aquellas entidades a la que los estadounidenses deberían reconsiderar su viaje a Chihuahua, Coahuila, Colima, Durango, Jalisco, México, Morelos, Nayarit, Nuevo León, San Luis Potosí, Sonora y Zacatecas.

Asimismo, recomendó consultar la página COVID-19 del Departamento de Estado antes de planificar cualquier viaje internacional. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) han emitido un Aviso de Salud de Viaje de nivel 3 para México debido a COVID-19.

Advirtió que México levantó la orden de quedarse en casa y en algunas áreas ha disminuido el transporte y los horarios de operación de los negocios.

Los delitos violentos, como el homicidio, el secuestro, el robo de vehículos y el robo han incrementado. Se sabe que grupos criminales armados atacan y roban embarcaciones comerciales, plataformas petroleras y embarcaciones de suministro en alta mar en la Bahía de Campeche.

El gobierno de los Estados Unidos tiene una capacidad limitada para proporcionar servicios de emergencia a los ciudadanos estadounidenses en muchas áreas de México, ya que los viajes de los empleados del gobierno de los Estados Unidos están prohibidos o significativamente restringidos a ciertas áreas.

Los empleados del gobierno los Estados Unidos no pueden viajar entre ciudades después del anochecer, no pueden tomar taxis en la calle y dependerán de los vehículos prestados por servicios basados en aplicaciones como Uber o sitios de taxis regulados.