FMP: Yo no Inicié Contra Cavazos Ningúna Guerra

    0

    En su columna que se publica hoy en Diario de Colima, Moreno Peñaseñala: eL licenciado Silverio Cavazos, el pasado 25 de enero, hizo la siguiente declaración: “Cavazos Ceballos calificó al exgobernador Fernando Moreno Peña como el primer ingrato que se encontró, esto luego de que fuera el propio exmandatario quien le advirtió de los ataques que recibiría por parte de algunos políticos ingratos ‘mas nunca dijo que serían los de el primero’.

    “En ese sentido, lamentó que el exgobernador Moreno Peña traspasara los límites de compañerismo y amistad mediante la guerra sucia que ha emprendido en DIARIO DE COLIMA.

    “Finalmente, señaló que: Nadie puede quejarse de que Silverio Cavazos en la política lo atacó, por supuesto que me he defendido y me seguiré defendiendo porque no se vale que traten de denostar a mi persona tan sólo por sus sucios intereses políticos”.

    Sobre esa declaración quiero afirmar lo siguiente: un día antes de que concluyera su administración, como lo publiqué el 31 de octubre de 2009, le advertí sobre los ingratos y dije: “Esa etapa la concluyo hoy, pues cumplí un sexenio fuera; ahora, a usted le toca iniciarlo fuera y ser evaluado por todos, incluyendo los periodistas que usted tuvo a sueldo, que se vuelven los peores críticos y llegan a la difamación de quien halagaron. Es difícil entender cómo lo hacen, pero ellos saben dar ese salto muy bien y la experiencia nos dice que así es, porque los halagos son para quien llega y las acusaciones para quien se va. Le deseo lo mejor en esta nueva etapa de exgobernador, yo la supe sortear, repito, porque no tengo cola que me pisen”.

    Ésta fue la advertencia que le hice sobre quienes Silverio tuvo a sueldo y los cuales serían ingratos con él, como yo no estuve a sueldo, ni recibí tampoco ninguna concesión, privilegio o favor económico, no puedo considerarme en ese grupo, de ser ingrato, porque no tengo nada qué agradecerle a usted ni a su gobierno.

    Así lo publiqué también el pasado 31 de octubre de 2009: “Segundo punto: jamás, como a usted le consta, solicité o recomendé a persona alguna como integrante de su gabinete, ni al inicio, ni durante su gobierno. Jamás le solicité consideración o atención que me beneficiara a mí, a mi familia o a mis amigos”.

    Sino todo lo contrario, la campaña de desprestigio en mi contra, auspiciada por su gobierno a través de los periodistas que tenía a sueldo durante su gobierno, es un hecho que a todos nos consta y que el mismo Silverio reconoció que “me mantuvo a raya”, lo confiesa sin ningún recato.

    Quizás el licenciado Silverio Cavazos me considera ingrato porque toma una de las acepciones, que significa no grato, y en ese sentido, el licenciado Cavazos tiene todo su derecho a considerarme como una persona no grata a él. En ese sentido sí, pero no en el sentido de deberle un favor, algo que haya hecho en mi favor, lo cual no fue.
    En cuanto a que he “traspasado los límites de compañerismo y de amistad mediante la guerra sucia que he emprendido en DIARIO DE COLIMA”, a ese respecto le digo que yo no he iniciado contra el licenciado Cavazos ningún tipo de guerra.

    Es público que él nunca me trató como amigo ni como compañero de partido, están publicados los escritos de los periodistas que tenía a sueldo.

    Hasta este momento no he presentado ninguna acusación en contra del licenciado Cavazos, ni he pedido que se le audite, pues a raíz de que el propio gobierno dio a conocer la bursatilización de la deuda por 750 millones de pesos, expresé que era un endeudamiento sumamente alto, que no tenía precedentes en la historia de Colima y que iba a generar problemas en las finanzas, como sucedió y sucede.

    En el caso de la deuda, reconocida y aceptada por las propias autoridades, la bancaria y la de corto plazo a proveedores e instituciones, pregunté, sin acusar: ¿Qué le habían hecho a ese dinero?, ¿por qué debían tanto?, el licenciado Cavazos tenía ante esas preguntas la gran oportunidad de aclarar y dejar satisfecha a la gente.
    En diciembre, el licenciado Silverio declaró que había dejado un adeudo de 700 millones, y el propio secretario de Finanzas lo desmintió diciendo que eran más de mil 200 millones, sin contar Ivecol y Ciapacov, lo que quiere decir que ésta llega a los mil 400 millones, que es el doble de lo que él anunció.

    Además, el propio secretario de Finanzas declaró la semana pasada que le preocupaban los 400 millones de deuda a corto plazo y a proveedores, y los 200 millones del crédito puente que tendrá que pagar este año, el propio tesorero afirma que este año pagarán 50 millones de pesos cada mes, o sea, pagarán este año 600 millones de deuda a corto plazo.
    Quiero destacar que en los 6 años de mi gobierno, el Congreso del Estado me aprobó un endeudamiento bancario por 200 millones de pesos en los 6 años, para que se compare la deuda de mi gobierno y la deuda de Cavazos Ceballos.

    No han sido mis cuestionamientos o interrogantes los que acosan o persiguen al licenciado Cavazos, es la forma en que su gobierno administró las finanzas públicas, y lo más pertinente es que haga las aclaraciones necesarias, no tiene por qué sentirse acusado. Los hechos, la situación de las finanzas estatales, el endeudamiento sin precedentes, ameritan una explicación, y si no es posible, también que se diga que no hay manera de explicarlo.

    No se vale que a mí me acuse el licenciado Cavazos de lo que la gente pregunta y cuestiona, si bien me acusó de todos los males que le sucedían durante su administración, no se vale que me siga acusando de todas las interrogantes y señalamientos que le hagan como exgobernador.
    Repito: “Fui revisado por la Auditoría Superior de la Federación, por la Secretaría de Hacienda en lo personal, por la Procuraduría Federal de la República, por la Interpol y por la SIEDO, por acusaciones que me hicieron dos diputados federales panistas, y no fue por corrupto, sino porque siempre les gané en las elecciones, prueba de ello es que salí limpio siempre que me auditaron y me investigaron. Lo hicieron esas dependencias federales cuando yo ya no era gobernador, usted va a entrar a esa nueva etapa como exgobernador”.

    Yo declaré en un artículo anterior que tiene razón el gobernador Mario Anguiano en el sentido de que él no tiene por qué auditar al licenciado Cavazos, a mí me auditó el gobierno federal por la denuncia que presentaron dos diputados federales panistas ante la PGR, y estoy de acuerdo: es una necedad de Leoncio Morán que se audite al exgobernador por instrucciones de Mario Anguiano, pues no tiene competencia para ello.

    Este artículo, publicado el 31 de octubre, se repite por su vigencia y se publica hoy porque, además, en una ocasión el licenciado Cavazos comentó que no lo había leído, aunque haya hecho una referencia sesgada sobre el mismo.

    Es ésta la primera parte de la respuesta a su declaración del pasado lunes 25 de enero de 2010.

    www.aproposito2004.blogspot.com   

    Compartir