CON LA PELÍCULA DINERO FÁCIL CONCLUYE CICLO DE CINE DE ASIA

    0

    Ahí, Martínez González comentó que de eso trata precisamente la película, de una chica que es despedida de su trabajo en plena crisis económica asiática, por lo que cabizbaja y frustrada regresa a su hogar encontrándose inesperadamente con una caja de sopas repleto de dinero que, por equivocación, un grupo mafioso dejó allí, y sin saber el origen del dinero, decide quedárselo, con lo que se desencadena una serie de eventos que se salen de control, lo que agrava más su problema de desempleo.

    “Así pues, el desempleo de una chica la lleva a cometer una serie de actividades poco vistas, donde la segunda cuestión, que es que el desempleo mundial, crea problemas en la juventud, por lo que el dinero es un elemento importante en esta película, dinero que no es de nadie, sino de quien lo tiene en ese momento; es decir, no tiene propiedad, por lo que es importante observar el papel que juega el dinero dentro de esta película”, aseveró el reseñista.

    Agregó que otro aspecto que se observa en la película es la moral, misma que dijo se ha venido perdiendo en todas partes del mundo y que da lugar a la corrupción. Detalló que esta película es del género del suspenso, pero que también es un drama y al mismo tiempo es una comedia de humor negro.

    En cuanto a los datos técnicos del film, Saúl Martínez detalló a los asistentes que la película tiene una duración de 110 minutos y que el año de estreno fue en 1999, pero que llegó a México diez años después. “El director es una persona joven de 42 años, de nombre Pen-Ek Ratanaruang, quien estudió cine en Nueva York para posteriormente regresar a Tailandia, y ésta es su quinta película”.

    En lo que se refiere al título de la misma, comentó que es interesante, “ya que la diferencia entre un 6 y un 9 es 3 puntos, pero aquí se trata de un departamento que es el 9 y otro que es el 6, que hacen que la historia cambie radicalmente, es decir, en uno vive una muchacha desempleada y en el otro un lavador de dinero y apostador de peleas de artes marciales; esta es precisamente la diferencia de los números en la película”.

    Para terminar su comentario crítico, Martínez González añadió que hay una realidad en todo esto, “que en Tailandia hay dos oficios: la prostitución y el narcotráfico”.

    Por último y para despedir las actividades, la coordinadora del ciclo de cine, Martha Loaiza Becerra agradeció a los asistentes el haber estado presentes en las proyecciones y comentó que fueron cuatro meses de cine asiático en que se proyectaron una serie de films bien seleccionados, que cumplieran con el objetivo de esta actividad cultural, que es acercar al público en general y a los estudiantes de la Universidad de Colima a los temas relacionados con la historia y cultura de las sociedades asiáticas, y hacerlas más comprensibles.

     

    Compartir