Alerta la PGJ Sobre Extorsiones Telefónicas

    0

    Cabe señalar que estas personas que realizan este tipo de llamadas, están internadas en los diversos CERESOS del país y a través de los celulares o de los teléfonos públicos que se encuentran en los interiores de los reclusorios realizan este tipo de llamadas.

    Son varias las formas que utilizan este tipo de personas para lograr su objetivo la última de ellas.

    Marcan a cualquier número celular del país, sin identificarse le dicen “NO CUELGUES, FUI CONTRATADO POR LOS “Z”, ME PAGARON 500 MIL PESOS PARA INVESTIGARTE Y LUEGO MATARTE”, después le comienzan hacer una serie de preguntas que la única opción que tiene es contestar si o no, como por ejemplo: ¿Verdad que tienes hijos?, en seguida le dieran que también a ellos los tienen vigilados.

    Al notar ellos que han logrado su objetivo de intimidar le van a decir que hasta ese día han invertido 50 mil pesos en la investigación, que ya se quieren ir del Estado, por lo que le pedirán que les deposite los 50 mil pesos para ya no seguirlos molestando.

    Para ello le dirán que tiene determinadas horas para hacer el depósito y si no consiguió la cantidad en cuestión le dirán que cuanto puede juntar para que se los deposite.

    Otra de las formas que utilizan estas personas le llaman  y se identifican como “el comandante Rodríguez de la PFP adscrito alguna de las aduanas  del país, para decirle que tienen a un familiar detenido porque quería ingresar mercancía de manera ilegal o dólares, por lo que le piden que deposite determinada cantidad de dinero y una vez que lo cobre la persona será dejada en libertad sin problema alguna.

    Para que usted no tenga duda alguna le pondrán en el teléfono al supuesto familiar detenido quien hablará un tanto nervioso o llorando en ocasiones pidiéndole o rogándole para que cumpla con las exigencias o de lo contrario será remitido a la autoridad correspondiente para su consignación.

    Vía mensaje celular es otra de los formas más comunes que utilizan informándole en el mismo que entre los miles de usuarios de determinada compañía de celulares se ha ganado un premio de 250 mil pesos en efectivo, un automóvil del año que usted podrá escoger color, y que no pagara dinero alguno por placas, tenencia ni seguro alguno porque todo esta incluido y al final del mensaje viene un número al cual se tendrá que reportar.

    Una vez que usted lo hace le contestará una voz de una persona del sexo masculino diciendo “SECRETARIA DE GOBERNACION, ESTA USTED HABLANDO CON EL LICENCIADO ORTIZ ENCARGADO DE LA OFICINAS DE SORTEOS”, una vez que usted explica el motivo de su llamada le dirán “EL DIA DE HOY A LAS SIETE DE LA MAÑANA Y ANTE LA PRESENCIA DE LA PRIMERA DAMA DEL PAÍS, SE HIZO UN SORTEO Y USTED FUE EL GANADO ENTRE MILES DE USUARIOS DE CELULAR USTED FUE EL AGRACIADO CON ESE PREMIO.”

    Luego le expresarán que para poder mandarle los premios hasta su casa y no tenga que pagar transporte tiene que depositar 5 mil pesos o más en tarjetas tiempo aire de determinada compañía telefónica de 500 pesos cada una.

    Ante todo ello la Procuraduría General de Justicia del Estado, hace las siguientes recomendaciones: Conservar la calma, antes de hacer cualquier movimiento bancario o depositar tarjetas tiempo aire, trate de localizar a su familiar que supuestamente se encuentra detenido.

    Acuda ante la agencia del ministerio público más cercana a su domicilio llevando consigo el mayor número de datos que le haya proporcionado quien le realizó la llamada, o en su caso presentar el teléfono celular para que el representante social de fe del mensaje que usted recibió y de esta manera poder iniciar la investigación.

    El Gobierno del Estado a través de la Procuraduría General de Justicia, continuará trabajando todos los días para lograr la captura de quienes en el pasado o el presente han cometido hechos delictivos que  vulneren los valores fundamentales de la sociedad en que vivimos, dando con ello muestra de que en Colima, no habrá impunidad.
    Se hace un llamado a la población en general para que denuncie de manera anónima hechos delictivos a la PGJ a los teléfonos gratuitos: 01 800 581 l770, 01 800 506 8360, así como al 01 800 830 6415 de atención a víctimas y prevención del delito.

    Compartir