SE FUGARON 132 REOS DEL PENAL DE PIEDRAS NEGRAS EN 15 MINUTOS

    0

    El procurador de Justicia, Homero Ramos Gloria, informó que, según el director del penal (Juan Miguel Pérez), los reclusos “utilizaron un túnel de aproximadamente 1.20 metros de ancho, una profundidad de 2.90 y siete metros de largo. A la altura de la torre seis rumbo norte cortaron la malla ciclónica por donde uno a uno fueron saliendo”.

    En conferencia de prensa, el delegado de la dependencia en la zona norte, Santos Vázquez Estrada, detalló que los convictos sometieron a tres celadores. “Ellos (los custodios) señalan que fueron sometidos entre las 14:15 y 14: 30 horas y activaron el Código Rojo a las 15:21.

    “En esos momentos entró el director con el resto del personal a ver por qué no había salido el responsable de turno y fue cuando lo encontraron, al igual que a los responsables de las dos torres, amarrados y sometidos en el interior de la penitenciaria.”

    Recompensa de $200 mil

    Ramos dio a conocer que el gobierno de Coahuila ofrece 200 mil pesos a quien proporcione información “fidedigna que ayude a dar con el paradero y aprehensión” de cada reo fugado.

    Agentes estatales y de la Procuraduría General de la República (PGR) detuvieron al director de la prisión, el mayor de infantería Juan Miguel Pérez, así como al jefe de custodios, al responsable de turno y a los 12 guardias que estaban en el Cereso al momento de la evasión. Del total de fugados, 86 están acusados de delitos federales y 46 del fuero común.

    Vázquez Estrada descartó que antes o después de la fuga haya ocurrido un motín, como trascendió en las redes sociales. “No hubo ningún motín; lo que señala un custodio es que que fue sometido y que luego sometieron a los dos responsables que tenían visión desde las torres, pero afortunadamente no hay ninguna persona lesionada ni fallecida”.

    Sin embargo, el procurador coahuilense mencionó que horas después de la fuga cuatro internos evadidos habrían fallecido tras enfrentarse a tiros con elementos del Grupo de Armas y Tácticas Especiales de la Secretaría de Seguridad Pública. “Aproximadamente a las 19:20 horas, el grupo especial se trasladó a Piedras Negras para apoyar el operativo conjunto de la búsqueda de los reos, y tuvo un enfrentamiento con maleantes en el municipio de Castaños, frente a la empresa Inmagusa, donde abatieron a cuatro delincuentes, decomisaron armas largas, un radio central y ponchallantas”, relató Ramos Gloria.

    Agregó: “Tenemos indicios de que los delincuentes abatidos son parte de los evadidos; para confirmarlo se están cotejando fotografías de los abatidos con las fichas de reclusión de los fugados”.

    Casi a la medianoche, uno de los 132 reclusos fugados, identificado como Ismael Alonso Estrada, fue detenido por policías del municipio de García, en el estado de Nuevo León.

    Por la tarde, el gobierno de Coahuila alertó de la evasión a las procuradurías de estados vecinos, y a las autoridades estadunidenses. Asimismo, la PGJE descartó que hubiera sobrepoblación.

    Por la noche, la Secretaría de Gobernación informó que las fuerzas federales apoyan tanto las tareas de seguridad en el penal de Piedras Negras como la búsqueda y localización de las personas fugadas.

    Otras fugas masivas

    El 16 de mayo de 2009, en la cárcel de Cieneguillas, Zacatecas, 30 hombres a bordo de 18 automóviles y camionetas clonadas como patrullas de la Policía Federal ingresaron al reclusorio, sometieron a los celadores y liberaron a 53 reos pertenecientes al cártel de Los Zetas. Asimismo, el 25 de marzo de 2010, 41 convictos huyeron del penal de Matamoros, Tamaulipas (38 reos federales y tres del fuero común).

    El 18 de diciembre de ese año escaparon 141 reclusos de la penitenciaría de Nuevo Laredo, Tamaulipas, la mayoría procesados por delitos contra la salud; esta evasión ha sido hasta ahora la mayor en el país. Se fueron por la puerta principal con todo y el director del penal. El 11 de septiembre de 2010, 89 delincuentes presos en Reynosa –66 del fuero federal– huyeron sin contratiempos y junto con ellos desaparecieron dos custodios.

    Fuente: LA JORNADA

     

    Compartir