Se actuará contra quien resulte responsable de irregularidades y delitos cometidos: Indira

0

*Reitera que se lleva un 70% de la entrega-recepción y se ha encontrado una deuda de más de 11 mil millones de pesos.

Edgardo Zamora|CN COLIMANOTICIAS

Colima, Col.-  La gobernadora electa de Colima, Indira Vizcaíno Silva, dio a conocer que son 11 mil 107 millones de pesos de deuda en materia económica y financiera que dejará el gobierno estatal actual y agregó que al tomar protesta iniciarán una auditoría. 

“Presentaremos los procesos que correspondan administrativos, penales, judiciales según sea el caso puede haber incluso que puedan formar delitos, sin embargo no todas las observaciones caen en el campo de un delito sino algunos pueden ser administrativos y demás, y pueden tener consecuencia si se actuó de manera indebida”.

Argumentó que de esta manera desde el momento que se tenga la información necesaria si hay elementos para proceder jurídicamente contra ex funcionarios se hará por obligaciones y las autoridades judiciales harán lo conducente para restringir si es el caso la movilidad de quienes estén involucrados en la aclaración de estos temas.

Agregó que no pueden realizar en estos momentos dichas actuaciones ya que no tienen personalidad juríndica la cual se adquiere cuando tome protesta como gobernadora y los funcionarios del gobierno estatal.

Vizcaíno Silva agregó que una vez con la auditoría se contará con todos los elementos y se evitará que con falta de información estos procesos no avancen de manera para hacer justicia.

La gobernadora electa expresó que la auditoría iniciará el 1 de noviembre y se irá haciendo por áreas y etapas, y concluirá entre 2 a 3 meses, tiempo que marca la Ley para generar cualquier observación que se encuentre en el proceso de entrega-recepción.

Indicó que si se encuentran elementos de quien haya cometido irresponsabilidad se actuar en consecuencia  y se harán procesos que corresponde lo que este en el ramo de obligación. 

A 6 DÍAS DE CONCLUIR GOBIERNO ACTUAL HAY 70% DE ENTREGA RECEPCIÓN

La próxima titular del Ejecutivo argumentó que el avance que se tiene del proceso de entrega-recepción es del 70 por ciento.

“Aunque ya se les entregaron las claves para poder ingresar a la plataforma para acceder a diversa información de las dependencias, muchos de los rubros señalan “No aplica”, es decir no se tiene acceso a dicha información, por lo que será hasta que se tome las riendas del gobierno que se pueda conocer”.

Abundó que a pesar de la poca información vertida por el gobierno saliente en materia económica y financiera, se ha detectado que hay una deuda del gobierno sea de 11 mil 107 millones de pesos, lo cual representa que cada niña o niño que nace en Colima tiene ya un adeudo de 15 mil pesos.

Explicó que el gobierno estatal actual proyectó ingresos sobreestimados, y apuntó que se tiene que en el año 2021 se estimaron ingresos propios por 2 mil 189 millones de pesos, de los cuáles solo se han recaudado, al mes octubre, 1 mil 251 millones de pesos.

Expresó que ha sido una declaración constante del gobierno saliente que la actual crisis que atraviesa la administración estatal se debe a la creación de la Ley de Disciplina Financiera en donde se obliga a los gobiernos a pagar sus pasivos a corto plazo tres meses antes de finalizar su encargo.

Pero, subrayó, de ahí no está el desastre, desde que el gobierno actual tomó posesión en 2016 cada año solicitaron, más y más recursos a través de préstamos a corto plazo, en donde en el 2016 solicitaron 200 millones de pesos, en el 2017, 550 millones de pesos; en el 2018 esta cantidad subió a 1 mil 250 millones de pesos, en el 2019, 1 mil 573 millones de pesos, y en el 2020, 1 mil 210 millones de pesos.

Esto, dijo, significó tan solo en pago de intereses 1 mil 700 millones de pesos en el periodo de 2016 a 2021, lo cual equivale al 10 por ciento del presupuesto actual, los cuales si se hubiera tenido una disciplina financiera se pudieron utilizar en apoyos a programas sociales, pago al IPECOL, o fomento a la seguridad pública.

Abundó que ante toda esta situación que se enfrentará, su gobierno, una vez que asuma la responsabilidad habrá de revisar toda la información y poder contar con elementos para que, en caso de irregularidades y delitos cometidos, se actúe en consecuencia contra quienes resulten responsables.

En este mismo tenor, Víctor Torrero Enríquez, quien a partir del 1º de noviembre asumirá el cargo de subsecretario de Administración, explicó que la deuda a corto plazo que se heredará de esta administración saliente asciende a 2 mil 888 millones de pesos.

De los cuales, mencionó, 900 millones de pesos son adeudos al Instituto de Pensiones (IPECOL), con proveedores a corto plazo 100 millones de pesos. Además, ante la incorrecta aplicación de los recursos presupuestados, no se han podido cumplir con los compromisos que se tienen con organismos descentralizados y autónomos, como la Universidad de Colima a la cual se le adeudan 172 millones de pesos, a la Fiscalía 119 millones de pesos y a diversos fideicomisos 60 millones de pesos, entre otros.

En este mismo tenor, ponderó que los pasivos a largo plazo son 3 mil 300 millones de pesos, en donde además destaca que en la Secretaría de Salud existen pasivos de 1 mil millones de pesos, en la Secretaría de Educación han identificados adeudos 1 mil 400 millones de pesos, “destacando que son adeudos diferentes a los registrados en la contabilidad del gobierno central”.

También, expresó, con la información que se ha obtenido del sistema entrega-recepción se ha identificado que hay adeudos de los diferentes organismos públicos descentralizados y desconcentrados que en este momento ascienden a los 387 millones de pesos y destaca el caso del INSUVI que por si solo 122 millones de pesos; así como los adeudos que genera CIAPACOV, de los cuales el gobierno es solidario y que en estos momentos ascienden a 106 millones de pesos.

Finalmente, mencionó se tiene el déficit presupuestal que representa el desbalance que existe actualmente entre los ingresos y egresos; “y en este momento dicho déficit asciende a 1 mil 500 millones de pesos, de los cuales aproximadamente 1 mil millones de pesos corresponden a nómina.

Publicidad