Qué funciona, y qué no tanto, para perder de peso

0

CN COLIMANOTICIAS

México.- Perder peso es difícil en las mejores circunstancias, pero puede volverse especialmente complicado cuando recibes consejos, tips y recomendaciones por todos lados. Tu tía está haciendo la dieta keto y tu youtuber favorito está ayunando. ¿A quién le podemos creer para encontrar el régimen alimenticio correcto?

Para simplificar un poco más las cosas, EME DE MUJER realizó una investigación sobre las nuevas tendencias, las intolerancias y lo que en realidad funciona (y lo que no). Recuerda, las reglas están para romperse, siempre y cuando tengas la aprobación de tu médico:

Mito 1. Comer grasa engorda

La grasa tiene más calorías por gramo que los carbohidratos y proteína, así que la consideramos engordativa. Pero esas calorías satisfacen por más tiempo que otra cosa. Cuando consumes grasa en una comida o botana balanceada, en realidad puede promover la pérdida de peso. Por supuesto, las grasas deben ser naturales y saludables como el aguacate, aceite de oliva o nueces.

Si desayunas huevos con tocino, comes una hamburguesa y cenas tacos, es obvio que vas a subir de peso. La grasa es un componente importante en una alimentación saludable, pero los excesos (incluso los buenos), pueden hacerle mucho daño a nuestro cuerpo.

Mito 2. Los carbohidratos son malos

He hecho la dieta keto y la Atkins… y debo confesar que sí me dan un poco de miedo los carbohidratos. Pero al igual que las grasas, sólo no los entendemos. En moderación, son una excelente fuente de energía y regulan el tracto digestivo.

Y, así como las grasas, vienen en diferentes tipos: simples y complejos. Los carbohidratos simples incluyen alimentos procesados que aumentan el azúcar en la sangre y suben de peso. Los complejos podrían hacer lo contrario; regular los niveles de azúcar en la sangre y promover la pérdida de peso.

  • Carbohidratos simples: harinas refinadas, pasta, pan blanco.
  • Carbohidratos complejos: granos enteros, frijoles, legumbres y verduras y ciertas frutas con cáscara.

Mito 3. Haz ejercicio y podrás comer lo que sea

El ejercicio es una parte importante de la pérdida de peso, pero no puede borrar todas las comidas calóricas que consumes al día. Es difícil superar una pobre dieta con ejercicio, pues hay un límite de calorías que puedes quemar.

Además, la comida chatarra no nutre tu cuerpo, y sin nutrientes, no tendrás energía para un óptimo rendimiento. Y, por si fuera poco, hay alimentos que afectan tus hormonas, lo cual puede promover un aumento de peso.

Mito 4. Todas las calorías son iguales

Saber cuántas calorías consumes es importante para perder peso, pero también debes estar al tanto del tipo de calorías. Macronutrientes, como la proteína, grasa y carbohidratos hacen cosas diferentes en tu cuerpo y tienen funciones distintas.

Necesitamos una combinación de todos los macronutrientes para tener un organismo saludable. Por ejemplo, 200 calorías de pan blanco te hará sentir muy diferente en comparación con 200 calorías de pan de grano entero con mantequilla de maní.

Mito 5. Comer de noche sube de peso

He leído y me han dicho que hay que comer 2 o 3 horas antes de dormir, pero a muchas personas les da hambre y terminan yendo al refrigerador a medianoche. Sin embargo, todo esto depende de lo que comas. Obviamente si cenas tacos, vas a consumir más calorías de las deseadas. Pero si tienes una cena completa y nutritiva, no pasará nada si lo haces un poco antes de ir a la cama.

Mito 6. Desayunar es primordial para bajar de peso

El desayuno es la comida más importante del día. Y sí, comer en la mañana saciará tu apetito y podría disminuir los antojos a lo largo del día. Pero TODO depende del tipo y número de calorías que consumas. Incluso hay personas que no desayunan por gusto, y está bien.

Mito 7. Los suplementos te ayudarán a bajar de peso

No hay evidencia que sugiera que tomar suplementos te ayudarán a mantener el peso perdido. Además, no están regulados por la FDA, así que no son 100% seguros.

Es importante recalcar que los suplementos para bajar de peso son diferentes a los medicamentos prescritos para la pérdida de peso, los cuales son recomendados por especialistas para pacientes con obesidad, quienes ya siguen un régimen alimenticio y diferentes cambios de estilo de vida.

Mito 8. El cardio es lo mejor para quemar grasa

El cardio es importante, cierto, así como el entrenamiento de fuerza  Un estudio publicado en el Diario Obesidad, descubrió que construir músculo no sólo te ayudará a tonificar más tu cuerpo, sino que también acelera el metabolismo y ayuda a quemar más calorías.

Además, levantar pesas al menos 2 veces a la semana protege los huesos, mejora la postura y reduce el dolor de espalda.

Mito 9. Dejar el glúten quema calorías

El glúten es un tipo de proteína que se encuentra en los granos, como el trigo. Con la excepción de personas celíacas, el glúten NO es peligroso y puede encontrarse en alimentos saludables que también contienen altos niveles de fibra, vitaminas y minerales.

Incluso podrías subir de peso con una dieta sin glúten, pues muchos productos procesados sin glúten contienen más azúcares y grasas.

Mito 10. La comida que sabe bien es MALA para ti

La comida saludable puede ser deliciosa. Tal vez no toda, pero sí en su gran mayoría. Por ejemplo, los tacos pueden ser saludables, así como las pastas, las hamburguesas y las papas. Sólo hay que aprender a cocinarlas y comerlas mejor.

Anuncios
Compartir