LUJAMBIO: EL CRIMEN INFILTRÓ INSTITUCIONES; EL NARCO SE HABÍA “APROPIADO” DE TERRITORIOS, AFIRMÓ

    0

    Como único orador de la conmemoración por el 201 aniversario del inicio de la Independencia, Lujambio defendió la lucha contra la delincuencia emprendida por Felipe Calderón: “El Presidente no le mintió al país cuando advirtió la necesidad de dar esta lucha”.

    El funcionario dijo que Calderón recurrió a las instituciones en las que más confía el pueblo de México —las Fuerzas Armadas— por la capacidad que tienen para enfrentar la criminalidad.

    En el marco del desfile militar conmemorativo pidió: “No detengamos nunca este esfuerzo por la convivencia en la ley”. En este sentido, exhortó a dar todo por México y “dejar atrás la mezquindad de quien cree que tiene toda la razón y es dueño de la verdad. Darlo todo por México significa dejar atrás la intolerancia”.

    Lujambio hizo un llamado a la aprobación de la reforma política que está en la Cámara de Diputados.

    Justifican uso antinarco de Ejército

    Como parte de la conmemoración del 201 aniversario del Inicio de la Independencia, el secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio, hizo ayer una defensa de la decisión presidencial que condujo a la presencia militar en la estrategia contra el crimen organizado.

    Único orador en la tradicional parada en el Ángel, que por la mañana de ayer encabezó el presidente Felipe Calderón, el titular de la SEP argumentó que tanto la protección de los mexicanos, como el otorgamiento de instrumentos a las Fuerzas Armadas para encarar el problema de la seguridad, son tareas que deben continuarse.

    Alegó que la permanencia de esa estrategia debe darse en el marco de un proceso que, definió, corresponde a los tres niveles de gobierno, a los tres poderes de la Unión y a la nación entera.

    Bajo ese señalamiento, el funcionario federal acuñó la frase, reiterada en su discurso, de que, en la actual coyuntura, es deber colectivo “darlo todo por México”.

    “Debemos, en este momento histórico, darlo todo por México. El Presidente no le mintió al país cuando advirtió la necesidad de dar esta lucha. Por el contrario, ha hablado con la verdad. Ha abierto las puertas de su gobierno a la exposición de lecturas diferentes de la realidad, ha escuchado, ha debatido de buena fe y de cara a la nación”, sostuvo Lujambio.

    Elogiado el día 5 anterior por Calderón, en ocasión de su retiro de la contienda en el PAN por la candidatura presidencial, porque dijo que era un servidor público que antepone siempre los intereses del bien común a los personales, el secretario de Educación fue designado este viernes para darle voz al mensaje del Ejecutivo en un acto republicano que convocó a los representantes del Congreso y del Poder Judicial.

    El funcionario federal sostuvo que Calderón recurrió a las instituciones en las que más confía el pueblo de México, por la capacidad real que tienen para dar la lucha contra la delincuencia.

    Señaló que, con enormes recursos que tiene, el crimen organizado se había apropiado “de territorios y había infiltrado” tramos enteros de las instituciones públicas.

    Lujambio afirmó que la patria siempre reconocerá el papel protagónico que en la estabilidad social y en la protección de la vida de los mexicanos han tenido en estos cinco años el Ejército, la Marina y la Fuerza Aérea Mexicana.

    Enfatizó en que la tarea más urgente ahora es detener la acción de quienes atacan la conviviencia entre los mexicanos, de manera cruel y violenta.

    Ante los representantes del Poder Legislativo, los titulares del Senado, José González Morfín, y de la Cámara de Diputados, Emilio Chuayffet, así como del ministro Juan Silva Meza, de la Suprema Corte, el funcionario federal pidió trascender la coyuntura y mirar en perspectiva el papel que les corresponde a todos ellos desempeñar.

    En su defensa sobre la pertinencia de la política anticrimen, Lujambio dijo que el presidente Calderón, como jefe del Estado, “tenía que hacer dos cosas y las hizo”: poner en marcha “una estrategia contundente” para proteger la seguridad de los mexicanos y apuntalar con los otros poderes y los gobiernos estatales y municipales tanto los instrumentos como las instituciones requeridos para dar esa lucha.

    “Había que hacer las dos cosas, hay que seguirlas haciendo. Y este es un proceso en el que estamos todos, los tres niveles de gobierno, los tres poderes, la nación entera, todos los mexicanos”, insistió.

    Más poder a ciudadanos

    Lujambio también defendió el proyecto de Reforma Política que aún tiene pendiente el aval en San Lázaro, bajo el señalamiento de que los ciudadanos deben tener más poder para alcanzar una democracia más efectiva.

    “Los mexicanos podemos ver con optimismo que el Presidente y el Senado de la República hayan actuado, y le propongan a la Cámara de Diputados y a la Nación que los ciudadanos tengan más poder”, expuso.

    Se pronunció entonces por las diversas medidas del proyecto que Calderón presentó al Congreso y que ahora se revisa en San Lázaro: candidaturas independientes en la boleta electoral, la posibilidad de que los ciudadanos puedan presentar iniciativas directamente y evaluar a sus representantes en los congresos y en los cabildos municipales “para castigar o premiar su acción representativa como en todo el mundo”, al tiempo que ciertas decisiones clave puedan someterse a consulta popular.

     

     

    Compartir