La alergia alimentaria al huevo

0

 

TMMX.MX

Colima.- La alergia alimentaria es un padecimiento frecuente con importantes repercusiones sobre la calidad de vida de los pacientes y sus familias. En este consejo de alergia clínica  proporcionamos información importante sobre cómo tratar a los pacientes con sospecha o con diagnóstico de alergia al huevo y mejorar su calidad de vida.

La alergia al huevo de gallina es un padecimiento a nivel mundial.  El huevo es la causa mas frecuente de alergia alimentaria en especial entre los niños pequeños menores de dos años. Suele aparecer antes de los dos años de vida y desaparece en los primeros 6 años.

La prevalencia estimada de la alergia al huevo según las fuentes oscila entre 0.5 % y el 2 % de la población infantil, aunque la sensibilización según pruebas cutáneas y laboratorio puede alcanzar el 5%.

En general, la población más afectada son menores de 5 años. El  huevo es junto con la leche, el alérgeno que con mayor frecuencia se encuentra implicado en los pacientes con dermatitis atópica, síntomas digestivos y patología respiratoria asociada por inhalantes.

Los huevos están por todas partes. No solo se sirven en muchos desayunos, sino que se pueden encontrar en todo tipo de alimentos, desde los bolillos hasta el pastel de carne.

Entonces, ¿qué ocurre si resulta que usted es alérgico al huevo?

¿Qué es una alergia al huevo?

Probablemente sepan que hay gente que es alérgica a determinados alimentos, como los cacahuetes o los camarones. Cuando una persona tiene una alergia alimentaria, su cuerpo reacciona como si el alimento en cuestión fuera una sustancia peligrosa. Esto le puede ocurrir a un niño de corta edad al comer huevo debido a que su sistema inmunológico no ha madurado lo suficiente y no puede digerir las proteínas que contienen los huevos.

La mayoría de los niños con alergia al huevo son alérgicos a las proteínas contenidas en la clara del huevo(ovomucoide (OVM))  pero hay algunos que reaccionan a las proteínas de la yema (ovoalbúmina (OVA)).

El sistema inmunológico, que normalmente protege al organismo contra los gérmenes y otros problemas, utiliza anticuerpos para luchar contra las proteínas del huevo como si se tratara de un invasor nocivo. La reacción alérgica puede ser rápida o bien tardar unas cuantas horas en aparecer.

Signos y síntomas

Los síntomas más frecuentes pueden ser reacciones cutáneas seguidas de síntomas gastrointestinales agudos y respiratorios,  e incluso en los casos más graves una reacción generalizada de anafilaxia (reacciones anteriores junto con hipotensión, colapso vascular y disrritmias cardiacas).

Tanto las proteínas de la clara, como de la yema, pueden actuar como aeroalérgenos y provocar asma.

En algunos pacientes, el contacto con el huevo puede provocar urticaria, a pesar de tolerar su ingestión.

Así mismo, hay pacientes que toleran la yema cocida, y sin embargo reaccionan  a la ingesta de la clara debido a los diferentes alergenos existentes en la yema y en la clara,  por lo tanto la alergenicidad del huevo es diferente cuando se ha calentado a cuando está crudo.

Estas reacciones suelen ser inmediatas y aparecer dentro de la primera hora tras la ingestión.

He aquí los síntomas que se pueden presentar debido a una alergia al huevo:

     Piel: urticaria, eccema, enrojecimiento y/o hinchazón.

     Sistema digestivo: dolor de vientre o estómago, diarrea, náuseas, vómitos y/o picor alrededor de la boca.

     Sistema respiratorio: moqueo nasal, resuello, respiración sibilante y/o dificultad para respirar, Asma.

     Sistema cardiovascular: aceleración de la frecuencia cardíaca, caída de la tensión arterial y/a otros problemas cardíacos (de corazón).

En una cantidad muy reducida de casos, las personas afectadas por una alergia al huevo pueden presentar una reacción alérgica muy grave, denominada anafilaxia. En estos casos, se precisa atención médica inmediata, ya que los afectados pueden tener importantes dificultades para respirar y una peligrosa caída de la tensión arterial.

La anafilaxia se trata con un medicamento llamado adrenalina (o epinefrina) que se administra en forma de inyección. Los niños que padecen alergia grave al huevo suelen llevar encima adrenalina (o bien la lleva el adulto que los acompaña) por si acaso.

¿Cómo se diagnostica?

La alergia al huevo se suele detectar por primera vez en los bebés, cuando la madre o el padre se dan cuenta de que al bebé le sale una erupción o se encuentra indispuesto poco después de ingerir huevo.

*El diagnóstico lo realiza el alergólogo por medio de la historia clínica, pruebas cutáneas con la técnica prick-prick (con alimento fresco): El médico dejará caer una gotita del extracto sobre tu piel y luego le pinchará la piel de forma superficial para que entre una cantidad reducida del alérgeno en su interior. Si te aparece un grano o roncha rojiza que sobresale en la piel justo en el área de la prueba, significará que padeces una alergia al huevo.

*Pruebas serológicas (IgE específica en sangre): sobre todo si la prueba cutánea no ofrece resultados satisfactorios. Para diagnosticar un padecimiento de alergia al huevo se puede realizar una medición de anticuerpos específicos IgE es casi un diagnostico de la alergia a este alimento. Sin embargo la presencia de estos anticuerpos IgE no significa necesariamente que los síntomas de la alergia vayan a aparecer. Siempre hay mayor riesgo de padecer alergia al huevo a menor edad del individuo.

*Pruebas de Exposición (ingesta del alimento en cuestión): que deben realizarse siempre en condiciones controladas por posibles reacciones de intensidad no predecible.

La prueba de exposición no debería llevarse a cabo en niños menores de dos años con síntomas inmediatos cutáneos, digestivos y/o respiratorios que hubieran ocurrido en las 2 primeras horas tras la ingestión de huevo y con pruebas cutáneas positivas con la clara de huevo.

Según los estudios actuales, se recomienda el seguimiento de la evolución de las pruebas cutáneas y de laboratorio frente a las proteínas de huevo cada uno u dos años para conocer el grado de sensibilización y programar pruebas de provocación si el alergólogo lo considera para evaluar la posible instauración de tolerancia.

Es importante saber que, a pesar de que el médico le haga pruebas para detectar alergias alimentarias exponiéndote a cantidades muy reducidas de los alimentos que podrían estar provocándotelas, usted no deberá probarlo nunca en casa. El mejor sitio para realizar una prueba de alergia es en el consultorio del médico, donde el personal que le atiende está muy bien preparado y podrían darle un medicamento si presentara una reacción grave.

La vacuna antigripal

Los niños con alergia al huevo necesitan hablar con sus médicos antes de ponerse la vacuna antigripal. Debido a que esta vacuna se cultiva en huevo de gallina y puede contener una cantidad reducida de proteínas de huevo.

¿Cómo se trata?

La mejor forma de tratar la alergia al huevo es evitar ingerir huevo o cualquier alimento que los contenga. Cuando los afectados son bebés o niños pequeños, sus padres los tendrán que ayudar a evitar el huevo en sus dietas. Algunos niños mayores no superan la alergia al huevo con la edad, de modo que deberán aprender a estar pendientes de qué alimentos contienen huevo a fin de evitarlos.

Evitar el consumo del alimento es lo más importante en lo que se refiere a las alergias alimentarias, de modo que el niño debe aprender:

    a tratar la reacción alérgica en el caso de que la presenten

     a evitar el huevo y los alimentos que los contengan

Tratar la reacción

Los niños que padecen alergia al huevo deben tener un plan de acción por si ingirieran huevos por error. Este plan puede implicar tener siempre a mano determinados medicamentos, como un antihistamínico o, en casos graves, adrenalina.

Evitar el huevo

Algunas veces saber si un alimento contiene o no contiene huevo puede ser complicado, de modo que los niños deben poder acudir a sus padres o a otros adultos para saber si es o no seguro ingerirlo.

He aquí las muchas formas en que puede aparecer el huevo en los listados de las etiquetas alimentarias:

     huevo deshidratado

     clara de huevo

     clara en polvo o granulada

     yema de huevo

     huevo granulado

     huevo en polvo

     huevo entero

Si padece alergia al huevo, también deberás evitar los siguientes ingredientes:

     albúmina

     globulina

     livetina

     lisozima

     ovalbúmina

     ovoglobulina

     ovomucina

     ovomucoide

     ovotransferrina

     ovovitela

     ovovitelina

     albuminato de sílice

     Simplesse (producto que se utiliza como sustituto de la grasa y que se prepara a partir de la clara de huevo)

     Vitelina

Tip Si tienes alergia la huevo, imprime una lista en una hoja lo bastante pequeña como para poderlo llevar encima que contenga esos ingredientes.

Prevención

Actualmente hay estudios recientes que señalan que la introducción del huevo cocido entre los cuatro y los 6 meses puede reducir el riesgo de alergia al huevo. Sin embargo, esta hipótesis aun no está  comprobada.

El Dr. J. Jesús Solano Soto reconoce las recomendaciones de The American Academy of Allergy, Asthma & Immunology (AAAAI) afirmando que el huevo se debe introducir poco a poco en la alimentación de los niños a partir de los dos años de vida y con especial cuidado en aquellos con antecedentes genéticos de alergia, esto con el fin de evitar la eliminación completa. Si ya se diagnosticó alergia al huevo deberá dejar de comer huevo durante un tiempo. Pero la buena noticia es que la mayoría de los niños acaban superando esta alergia aproximadamente cuando tienen 5 años y, a partir de ese momento, pueden comer huevo sin problemas. Y si, a pesar de que ya eres un adulto y crees haber tenido alguna reacción negativa al huevo, no deberías ingerir huevo ni ningún otro alimento que los contenga hasta que te haya visto el médico.

Referencias:

Asociación Española de Alérgicos a Alimentos y Látex (AEPNAA)

KidsHealth
Chief, Nemours Center for Children’s Health Media
Nemours Foundation

Word Allergy Organization (WAO)

The American Academy of Allergy, Asthma & Immunology (AAAAI)

Dr. J. Jesús Solano Soto

MACLOVIO HERRERA No. 165

C.P. 28000; COLONIA CENTRO;

COLIMA, COLIMA.

TELÉFONO: (312) 31-4-59-59.

http://www.tmmx.mx/jesussolano

Compartir