EN EL MUSEO DE ARTES POPULARES SE SIENTE AÚN A DOÑA MA. TERESA POMAR

    0

    Las actividades de esta fiesta de cumpleaños comenzaron a las seis de la tarde en el Jardín Gregorio Torres Quintero, donde los mojigangos bailaron al ritmo de la música interpretada por la banda La Original de El diezmo, para de ahí hacer un recorrido hasta el museo. Las danzas Apache de Tecomán y de los Paspaques, de Suchitlán se integraron a esta celebración con sus tradicionales evoluciones dancísticas.

    Igualmente, como parte de esta conmemoración, se realizó un homenaje póstumo a Daniel Reyes, impulsor de la danza Apache y a Herminio Candelario, mascarero de Suchitlán, y desde luego a María Teresa Pomar, impulsora e investigadora de las artes populares en México, para luego dar paso a la apertura de una exposición de máscaras denominada La máscara, rito y credo…

    Al iniciar con la ceremonia de homenaje, José Antonio Enciso Núñez director del MUAP, acompañado por Juan Diego Gaytán, coordinador general de Extensión Universitaria; Fernando Macedo Cruz, director general de Museos y Galerías; Fernando Mariscal, investigador y restaurador especialista en arte popular, Ezequiel Reyes director de la danza Apache y José Guadalupe Candelario, director de la danza de los Paspaques, recordó que desde sus inicios, el MUAP se ha preocupado por rescatar las tradiciones del pueblo mexicano.

    Asimismo, rememoró que desde el 19 de septiembre de 1981 se logró crear este sitio en el que, con la colaboración de Ma. Teresa Pomar, se logró identificar una importante gama de expresiones populares en su mayoría de regiones consideradas inhóspitas.

    Antonio Enciso recordó que la tarea no ha sido fácil, “por eso damos cuenta de más de ciento cincuenta exposiciones temporales e itinerantes, así como una serie de programas que nos permiten acercarnos al gusto de la comunidad colimense. Agradezco a todas las personas que han trabajado a lo largo de estos quince años para que el museo siga siendo un referente en nuestro estado y de la región, en un trabajo de todo un equipo y con todo el respaldo de la Universidad de Colima”.

    En su intervención, Fernando Mariscal, uno de los iniciadores y colaborador del MUAP, relató cómo fue que la señora Ma. Teresa Pomar le pidió ayuda para montar las exposiciones en el museo. “Ella tenía una fuerza, una dinámica, un poder para realizar las cosas, que era imposible resistirse. Yo venía de Morelia por tres días y ya tengo 16 años aquí, y los felicito por toda la labor que han hecho”.

    En nombre de los homenajeados, Ezequiel Reyes, hijo de Daniel Reyes, y los hermanos Gorgonio y José Guadalupe Candelario, hijos de Herminio Candelario, recibieron los reconocimientos por parte de sus respectivas familias de manos de Juan Diego Gaytán. Agradecieron, acto seguido, al MUAP y la Universidad de Colima por esta distinción y se comprometieron a continuar con el legado que sus padres les dejaron.

    Por su parte, Juan Diego Gaytán, en representación del rector Miguel Ángel Aguayo López, señaló que hablar de arte popular nos remite invariablemente a Ma. Teresa Pomar, impulsora y promotora del trabajo de los artesanos en todo el país, “creadora del Museo de las Artes e Industrias Populares en la Ciudad de México y del Museo de Artesanos en Tlaquepaque, Tonalá, así como de éste. El arte popular es hoy en día una innegable conexión creativa con lo sublime y lo espiritual del mundo imaginario, un mundo donde las cosas no se explican con palabras sino con colores y sonidos, a través de rituales o celebraciones autóctonas”.

    Celebró, además, las actividades que ha venido realizando este museo, “porque se ha dedicado a la preservación de las tradiciones. Ha sido sede de festivales, ceremonias, espectáculos, veladas y conciertos que lo engalanan como una plataforma de conocimiento activo sobre nuestros pueblos indígenas. Hoy cumple quince años y nos enorgullece que siga siendo parte fundamental de nuestra memoria cultural como desde el primer día. Y como podemos constatar, el espíritu de Ma. Teresa Pomar, se sigue sintiendo en este museo”.

    Para concluir con el festejo fue inaugurada la exposición La máscara, rito y credo…, donada en su totalidad al acervo del museo por la señora Margrit Baeza Utzinger, y en la que se pueden apreciar una gran variedad de máscaras de diversos estilos y de diferentes regiones de México.

    Esta muestra estará abierta presente en la Sala de Exposiciones Temporales lo que resta de este mes y todo el mes de noviembre

     

    Compartir