Duelo Brady-Manning termina en paliza

0

AP

Foxborough,.- El grito de los fanáticos comenzó a la mitad del último cuarto. Para entonces, no había suspenso alguno sobre cuál sería el resultado de un duelo más entre dos de los grandes quarterbacks de esta época.

«Brady es mejor», coreó el público.

Al menos el domingo, Tom Brady y los Patriots fueron efectivamente superiores, y por mucho. Brady lanzó cuatro pases de anotación, y Nueva Inglaterra aplastó 43-21 a los Broncos de Denver y a Peyton Manning.

Con esta victoria, los Patriots ostentan la mejor foja en la Conferencia Americana.

Julian Edelman atrapó un despeje y lo devolvió 84 yardas hasta las diagonales, en una de las jugadas clave del partido, el 16to duelo entre Brady y Manning.

«Él siempre ha establecido un estándar altísimo sobre cómo se debe jugar, y yo he tratado de hacer lo mismo con mi equipo», dijo Brady, quien posee tres anillos de Super Bowl, contra uno de Manning. «Lo único que me importa es el respeto de mi equipo, salgo en busca de ganármelo».

El enfrentamiento no fue muy competitivo después del primer cuarto.

Nueva Inglaterra (7-2) hiló su quinto triunfo consecutivo y cortó una racha de cuatro victorias en fila de Denver (6-2). Lo hizo además de forma enfática.

Brady tiene 18 pases de anotación y sólo un interceptado durante la buena racha de los Pats.

Manning cayó a un récord de 2-7 en el Gillette Stadium. Ante Brady, su récord es de 5-11.

En realidad, Manning no tuvo una actuación tan mala, al lanzar para 438 yardas y dos anotaciones. Ha lanzado al menos dos pases de touchdown en 14 encuentros consecutivos, un récord de la NFL.

Sin embargo, él mismo se recriminó. Normalmente no ando tan mal, pero hoy sí lo estuve», dijo el mariscal de 38 años, quien llegó a la NFL en 1998, un bienio antes que Brady. «No voy a poner excusas».

En su partido número 200 como titular en la NFL, Brady lanzó para 333 yardas. Ha ganado 155 de esos encuentros, la mayor cantidad de cualquier quarterback en ese número de duelos de inicio.

También el domingo, los Rams abochornaron a Colin Kaepernick. El quarterback de los 49ers de San Francisco perdió un balón en la raya de la zona de anotación cuando restaban dos segundos por jugar y San Luis derribó ocho veces a Kaepernick para imponerse sorpresivamente por 13-10.

Los 49ers (4-4) dispusieron de primera oportunidad y gol en la yarda uno, pero no supieron capitalizar.

Un gol de campo de Greg Zuerlein, de 39 yardas, puso a los Rams (3-5) arriba con 5:25 por jugar.

Pese a su pésima tarde, Kaepernick parecía encaminado a orquestar una ofensiva decisiva. San Francisco contó otra vez con el balón a 3:11 para el final, comenzando el ataque desde su yarda 12. Completó pases largos a Stevie Johnson y Anquan Boldin, aunados a dos infracciones de Trumaine Johnson al defender ante Michael Crabtree.

Desde la uno y en tercera oportunidad, Kaepernick intentó zambullirse apenas después de recibir el balón, pero lo perdió al caer fuera de la zona de anotación. James Laurinaitis recuperó el ovoide por los Rams.

«Simplemente traté de toparme con él sobre la línea y, mientras yo caía, vi el balón ahí», dijo Laurinaitis.

San Luis (3-5) sigue en el último lugar de su división de la Conferencia Nacional, pero ha sorprendido a los favoritos Seattle y San Francisco en las últimas tres semanas.

En otros encuentros, los Cardinals de Arizona doblegaron 28-17 a los Cowboys de Dallas, que jugaron sin el lesionado Tony Romo; los Eagles de Filadelfia derrotaron 31-21 a los Texans de Houston, con una buena actuación de Mark Sánchez, quien entró por el lesionado Nick Foles; los Chiefs de Kansas City vencieron 24-10 a los Jets de Nueva York, que sufrieron su octava derrota seguida; los Vikings de Minnesota superaron 29-26 a los Redskins de Washington para amargar el retorno de Robert Griffin III, y los Seahawks de Seattle se impusieron 30-24 a los Raiders de Oakland, que sufrieron su 14ta derrota consecutiva.

Además, los Dolphins de Miami sorprendieron al aplastar 37-0 a los Chargers de San Diego; los Browns de Cleveland superaron 22-17 a los Buccaneers de Tampa Bay; los Bengals de Cincinnati derrotaron 33-23 a los Jaguars de Jacksonville.

Por la noche, los Steelers de Pittsburgh doblegaron 43-23 a los Ravens de Baltimore.

Las acciones comenzaron el jueves, cuando los Saints de Nueva Orleáns derrotaron 28-10 a los Panthers de Carolina. El lunes, los Giants de Nueva York reciben a los Colts de Indianápolis.