PROTOCOLO UNIVERSITARIO CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

0

PUNTO SOCIOLOGICO

Por: J. Daniel Miranda Medrano

Recientemente  se efectuó el último informe del rector Hernández Nava, cuando enseguida llamó la atención el anuncio realizado por el maestro Eduardo, en el sentido de actualizar  el “Protocolo para la Atención de la Violencia de Género en la Universidad de Colima”.

El anuncio de poner al día este instrumento ocurrió el pasado martes, en el auditorio el auditorio de  la Facultad de Psicología, y ante integrantes de la comunidad universitaria, especialistas en Derechos Humanos y diversos representantes de los grupos sociales. En esa ocasión el rector también nombró a las integrantes del nuevo Comité de Ética para la Atención de la Violencia de Género. 

El protocolo, dijo el rector, “surge del compromiso de la Universidad de Colima para adoptar las medidas necesarias para prevenir, atender, sancionar y erradicar toda conducta de violencia de género dentro de la comunidad universitaria”. Y al respecto me permito hacer algunos comentarios:

Primero es que se fomentará la cultura de la denuncia al interior de la institución en los casos de violencia de género, en que lo primero la o el afectado deberán acercarse al director o directora del plantel o a la delegada o delegado del campus. Aquí es interesante destacar que si él o la afectada no quieren ir con estas personas, pueden poner su queja por internet, en un sitio que ya aparece en el portal de la institución. En todo este procedimiento prevalecerán principios básicos como la accesibilidad, la buena fe y la confidencialidad.  Lo mismo opera para  quienes hayan hecho denuncias en redes sociales, para que se les dé seguimiento y resolución a su caso. 

Otro tema que debemos destacar es que como parte de las medidas afirmativas y que se derivan del protocolo actualizado, la falda será opcional como parte del uniforme escolar, y algo asimismo muy substancial es que también se trabajará en la construcción de senderos seguros en las inmediaciones de las instalaciones universitarias. Esto significa que el protocolo comentado no se limitará únicamente al interior de las instalaciones universitarias, sino que van más allá, al irse a los alrededores de los planteles; e importante también por lamentables casos que han ocurrido cerca de algunos edificios escolares.

De la misma forma, se anunció  que se construirán protocolos de atención a grupos vulnerables y se revisarán planes y programas de estudio para incluir materias relativas a estudios de género. Con este documento, aseguró el rector, la institución demuestra su compromiso para atender estos nuevos retos, por lo que pidió a los universitarios que difundan este nuevo protocolo, y sus medidas afirmativas.

Finalmente, quiero exponer que lo que está haciendo la Universidad es crear un escudo protector ante el incremento de la deplorable degradación social; es  decir, es ponerse al día ante las muy lamentables condiciones imperantes, de  descomposición social en varios aspectos, sobre todo en lo que se refiere al incremento de la violencia de género y la violencia en general. Me parece que todos recordamos los días en los que en el caso del campus central, no tenía protecciones, y en la actualidad hasta elementos de seguridad existen en los diversos accesos, y no solo allí sino en todos los planteles.

Reitero que con este protocolo lo que hace nuestra alma mater es solo adecuarse a las lamentables condiciones que imperan en una sociedad que se descompone, y donde la violencia y la violencia de género en lugar de disminuir van al alza.

*Twitter: @jdanie17

Anuncios
Compartir