Cedió el gobierno federal al narco: PAN

0
*foto de archivo

*El presidente del CEN del PAN consideró que la estrategia de seguridad se vio rebasada en el tema de Sinaloa.

Oscar Cervantes|CN COLIMANOTICIAS

Colima, Col.-  Luego de la captura y posterior liberación de Ovidio Guzmán López, hijo de Joaquín Guzmán Loera, alias “El Chapo”, debido a la crisis de seguridad registrada en Culiacán, Sinaloa, el Presidente del Comité Directivo Estatal del PAN, Alejandro García Rivera se dijo preocupado ante la incapacidad del gobierno para responder ante una situación de este tipo.

Asimismo, criticó la actuación del gobierno de México encabezado por Andrés Manuel López Obrador, ya que consideró que el problema más grave fue que la estrategia de seguridad que se tiene en el país fue totalmente rebasada, puesto que todas las instancias de seguridad que se tenían en Culiacán se vieron superadas y cedieron ante el crimen organizado.

El dirigente panista sostuvo que el lema abrazos y no balazos, deja ver que la estrategia es claramente fallida; recordó que anteriormente situaciones similares habían ocurrido en Oaxaca y Guerrero, en donde a los militares los desarmaron, así como en Michoacán con los autodefensas.

Reiteró que resulta preocupante que lo que pasó en Culiacán ocurra en otra entidad federativa y la capacidad de la Federación para responder ante una situación de esa magnitud sea totalmente nula.

Sobre las declaraciones del presidente de México, mismas que su Gabinete de Seguridad contradijo, expuso que la estrategia planteada es lo grave, ya que lo hizo desde que era candidato, cuando se pronunció por no perseguir a nadie.

García Rivera comentó que esa imagen que se tiene en el exterior del país perjudica las inversiones futuras, puesto que lo que los titulares registran es que los carteles rebasaron al Ejército, al gobierno mexicano, al grado de que tienen que liberar a un preso.

El dirigente del CEN del PAN insistió en que dicha estrategia se tiene que replantear, «no es un tema de borrón y cuenta nueva, ya ni decir del fuchi, guácala, esas locuras que la gente aplaude hasta que se tiene una situación como la de ayer en Sinaloa», concluyó.

Anuncios