TONALTEPETL

0

Por: Gustavo L. Solórzano

Sin duda, la sucesión gubernamental arrancó en el momento mismo en que ganó nuestro actual gobernante. Así es la política partidista, va delante de las probables circunstancias; la pasada contienda electoral en la que ganó Andrés Manuel López Obrador, ha sido un parteaguas para que los partidos en el poder puedan valorar el terreno que pisan y sobre eso, establecer un cambio de estrategia o decidir si continúan por donde van o a donde van. Nadie puede estar confiado si desea figurar en las próximas elecciones, los que consideran tener aptitudes se mueven como piezas de ajedrez algunos, y como chivo en cristalería otros. Hay quienes están innovando, mientras otros repiten sus mismas argucias, no es posible que pueda ser un buen servidor público aquel que atenta contra la economía de los trabajadores. Quienes así actúan, desde ya, están cavando su propia tumba, pues sin duda el poder es para ejercerse en bien de la sociedad y no en su contra.

Cartas marcadas, juegos sucios y llenos de ambición, arreglos en lo oscuro y a espaldas de quienes deben ser los primeros en enterarse, incluso a escondidas del gobernador, dicen. Son solo algunas de las formas acostumbradas de aquellos alumnos de la vieja escuela, que empeñados en alcanzar el poder o conservarlo, usan a las personas que les sirven y cuando éstas no se doblegan a sus mezquindades, las desechan como si fueran objetos. Mala forma de hacer política, y bueno, un político sin un buen ser humano detrás, no puede dignarse de serlo y para nada sirve. Eso pasó con la llegada de los nuevos servidores públicos en las pasadas elecciones, la gente con la esperanza de una nueva forma de vida, escogieron caras nuevas en su mayoría y hay que decirlo, gente sin experiencia sí, pero también gente con nuevas actitudes, lamentablemente en el fragor de la batalla lograron mañosamente colarse algunas personas non gratas. Aquellas que solo buscan saborear las delicias del poder, obviamente para su beneficio personal y familiar, sin duda tendrán su pago.

La madurez de nuestra sociedad ya no permite engaños, cochupos o enredos, que vulneren la autonomía de las instituciones ni la paz social. Basta de demagogias, basta del doble discurso, basta de aquellos diablos que predican la moral. Hoy la ciudadanía acepta a la gente nueva, mentes frescas, servidores comprometidos con las demandas más sentidas de una sociedad harta de mentiras y promesas que solo se cumplen en aquellos que vienen enriqueciéndose a costillas de los que nada tienen y mucho necesitan. La sociedad ha dicho basta ya, de aquellos que han hecho de la política su forma de vida, solo para satisfacer su ambición sin importarles un ápice los que depositan en ellos su confianza. Es tiempo de conocer a quienes nos representan, saber que hacen en el presente, seguir de cerca su trayectoria de servicio, eso es importante. Cuando llegue el momento sabremos si se les brinda el respaldo porque cumplieron o se les dan las gracias. Hay gente valiosa que viene, como decimos en Colima,  parando el dedo. Gente nueva que está sacando la casta y que pueden ser los idóneos para erradicar las plagas que pululan en busca de poder.

 ABUELITAS:

Por favor NO crea todo lo que lee en las redes sociales y evite compartir aquello que se llama basura cibernética, es decir, cadenas y noticias que carecen de toda veracidad o incluso aquellas que señalan a personas o vehículos de gente de bien. Si duda o teme, llame al 911 y explique su situación, ahí le darán la orientación adecuada. Por favor unamos nuestros esfuerzos de manera positiva y evitemos difundir rumores que solo dañan la de por sí, desgastada tranquilidad que vive nuestro país. 2019, 66 Aniversario de A.C.P.E. Es cuánto.

Anuncios
Compartir