SSP acepta recomendación de Derechos Humanos por muerte de 13 reos en el Cereso

0

*Se contrató nuevo personal, señaló el secretario de Seguridad Pública.

Juan Carlos Flores|COLIMANOTICIAS

Colima, Col.- La Secretaría de Seguridad Pública aceptó la recomendación que emitió la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) por la muerte de 13 internos del Centro de Reinserción Social (Cereso) ocurridas en noviembre de 2015.

Al respecto, el titular de la SSP, Francisco Javier Castaño Suárez, detalló que se ha cambiado el personal del Cereso y en su lugar entró gente “de mayor confianza”.

“La resolución de los Derechos Humanos con relación a ese caso, no traía cuestiones así, de sancionar funcionarios, sin embargo el personal que estaba ahí (al frente de los reclusorios), ya tenía mucho tiempo y era sano refrescar la administración, por lo que se han estado llevando a cabo diferentes cambios ahí, hemos sacado personal para meter otro personal al que le tengamos nosotros más confianza y más control sobre de ellos, para poner orden en lo que pudiera haber ahí dentro de los penales”, dijo Castaño.

Agregó que la recomendación de la CNDH fue aceptada en todos los casos, “principalmente fue por los casos de hepatitis y también ahí en la misma recomendación, la Comisión (Nacional) de Derechos Humanos, reconoce todo lo que se hizo en su momento para atender ese brote”.

El secretario de Seguridad Pública dijo que la recomendación fue más que todo de mejorar la vigilancia, “se mejoró y se aumentaron los custodios cuando se hizo la recomendación; que se checara bien todo el sistema de servicio médico a los internos; que se llevaran a cabo más inspecciones para evitar contagios principalmente de hepatitis, (entonces) toda esa cuestión se atendió”.

Agregó que necesitan al menos tres arcos detectores de metal más para mejorar la vigilancia en los tres penales del estado cuya inversión podría superar los 39 millones de pesos.

En noviembre del 2015, 13 internos murieron a causa de un brote de hepatitis provocado por el consumo de drogas y el uso de jeringas contaminadas.

La CNDH constató la “deficiencia en la seguridad y control” del Cereso, que no pudo detectar el ingreso y la distribución de las sustancias nocivas.

“Se advirtió que el ingreso de heroína y su distribución evidenció el inadecuado e insuficiente tratamiento de la población con adicciones, facilitando su uso y abuso en condiciones de insalubridad, lo que provocó cuadros de hepatitis tóxica y vulneró el derecho a la protección de la salud de las personas privadas de la libertad”, detalló.

Comentarios

Comentarios