Realiza UdeC LII Sesión Ordinaria del CUPIA, en Manzanillo

0

*“La transformación de la educación no será posible sin el trabajo colectivo, sin el compromiso social y esfuerzo de todos los actores involucrados, y por supuesto, de las Instituciones de Educación Superior, que son un eje fundamental”: Carmen Rodríguez, directora general de Educación Superior Universitaria.

Redacción|CN COLIMANOTICIAS

Colima, Col.-   Durante la apertura y realización de la LII Sesión Ordinaria del Consejo de Universidades Públicas e Instituciones Afines (CUPIA), que se realizó este viernes en el campus Manzanillo de la Universidad de Colima, Carmen Rodríguez Armenta, directora general de Educación Superior Universitaria de la Secretaría de Educación Pública, dijo que la 4T, “que impulsa el gobierno de México, sitúa a la educación como el elemento central para los cambios de la sociedad mexicana”.

Esto es así, añadió, porque la educación “permite una construcción diferente, en el sentido más amplio del desarrollo social y humano, de los mexicanos y las mexicanas que queremos formar”.

Para la funcionaria federal, la reforma de los artículos Tercero, 31 y 73 buscan garantizar la educación en el país, desde el nivel inicial hasta el superior, y que ésta sea además, obligatoria, universal, inclusiva, gratuita y laica. La obligatoriedad, añadió, “es por parte del Estado, para poder otorgar los servicios educativos y que las y los jóvenes puedan participar e ingresar a nuestras aulas”.

En cuanto a la gratuidad, aseguró que “no puede darse si no se hace con recursos regularizables, suficientes y sostenibles en el tiempo, porque si no, podemos correr el riesgo de las crisis que se tienen actualmente en muchas universidades”.

“Nos queda claro –dijo– que los recursos necesarios no los podríamos tener de un año a otro, sobre todo cuando hay una gran crisis económica en nuestro país, y es por ello que se establecerán planes a largo plazo, hasta el 2024, para poder cumplir con esta demanda y además, con la meta de un 50 por ciento de cobertura”.

Lograr lo anterior, añadió, requiere también “el compromiso de cada uno y cada una de ustedes y sus comunidades, para poder hacer y establecer planes de ahorro y poder erogar sólo en aquellos elementos que son fundamentales para la educación”.

Afirmó que corresponde también a los gobiernos del país otorgar recursos a las Instituciones de Educación Superior, “por eso es muy relevante que los gobiernos estén acompañando esta gran responsabilidad del Estado que es la educación”. Recomendó, en este tema, consultar la página http://sep.subsidioentransparencia.mx/, donde se puede ver qué estados apoyan a la educación superior y con qué oportunidad.

Por último, dijo que “la transformación de la educación no será posible sin el trabajo colectivo, sin el compromiso social y esfuerzo de todos los actores involucrados, y por supuesto, de las Instituciones de Educación Superior, que son un eje fundamental, porque sin lugar a dudas se requiere que nuestros estudiantes estén preparados para enfrentar este mundo globalizado, para vivir en esta sociedad del conocimiento, que es cada vez más dinámica, más competitiva y desafiante, y sin olvidar además los valores fundamentales, humanos, sociales y de compromiso hacia nuestras comunidades”.

Al dar la bienvenida a los rectores y representantes de las Instituciones de Educación Superior que pertenecen a dicho Consejo de Universidades, José Eduardo Hernández Nava, rector de la Universidad de Colima, en su carácter de presidente de la LII reunión del CUPIA, recordó que fue en Manzanillo, en 1992, cuando se creó el Consejo de Universidades Publicas e Instituciones Afines con la participación activa de 33 rectores.

Desde su fundación, dijo, “el CUPIA ha desempeñado un rol estratégico en la formulación de políticas, proyectos y propuestas encaminadas a incidir en las políticas públicas, principalmente en la excelencia académica y la evaluación de la educación superior”.

Pese a que las políticas de descentralizacion y modernización educativa iniciadas en los años noventa, destacó, “han dotado a las universidades de una base sólida de fortalecimiento institucional, éstas enfrentan grandes retos. Hoy como ayer, y dentro de un cambio de régimen político, la financiación de la universidad pública ha entrado en conflicto, desatando fuertes cuestionamientos en términos de transparencia y rendición de cuentas”.

La sociedad mexicana, dijo por último, “demanda de una pedagogía social para formar ciudadanos responsables de la construcción de la democracia como sistema de vida y de un solo sistema educativo que sea público, pertinente y de excelencia”.

En su turno, Jaime Valls Esponda, secretario general ejecutivo de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), dijo que desde la creación de este organismo “hemos expresado nuestro compromiso para contribuir a la integración y desarrollo del sistema de educación superior, fomentar la vinculación y el intercambio académico de las instituciones asociadas y para incidir en el desarrollo regional y nacional”.

Resaltó que, derivado de las acciones de la ANUIES, se le entregó recientemente al presidente de la República el documento “Visión y acción 2030”, para renovar la educación en México, que incluye los temas de cobertura, transparencia, rendición de cuentas, responsabilidad social, certeza jurídica y presupuestal, innovación tecnológica y otros más.

Valls Esponda destacó el hecho de que, en la reciente reforma Constitucional, “quedó salvaguardada íntegramente la fracción séptima del Artículo Tercero, referida a la Autonomía de las universidades, que por Ley tienen esa condición”.

La autonomía universitaria, dijo, “es un reconocimiento a la necesidad social de que la educación superior, la investigación científica y la difusión de la cultura se lleven a cabo respetando los principios de libertad de cátedra y de libre examen y discusión de las ideas y que las universidades definan sus propios planes y programas de estudio”.

Por último, señaló que en la ANUIES “estamos preparados para contribuir a la formulación de los instrumentos normativos y de planeación estratégica para el periodo 2019 – 2024; lo hacemos convencidos de que es mucho lo que podemos aportar en beneficio de la sociedad, por ello, ponemos al servicio de la nación todas nuestras capacidades”.

Jaime Flores Merlo, secretario de Educación en el estado, en representación de Ignacio Peralta Sánchez, gobernador de Colima, al inaugurar el evento dijo que en los sistemas educativos “es imprescindible innovar, profundizar, establecer rumbos y metas definidas para que, acorde a las características de cada región, se privilegien prioridades generadas por el ritmo de trabajo y las transformaciones vigentes, para fortalecer y avanzar sólidamente hacia la calidad de la educación”.

Recalcó, además, que las instituciones de educación superior de nuestro estado “siguen demostrando su arraigo, tradición docente y calidad en la investigación, aportando desde su trinchera para enriquecer el desarrollo social en nuestro país”.

Por último, Flores Merlo dijo que, desde el gobierno estatal, se seguirá trabajando “porque en la medida en que tengamos una educación superior de calidad, es como podremos pensar con optimismo en que mañana tendremos mejores ciudadanos para la construcción de un mejor México”.

Anuncios