Mario Anguiano y Martha Sosa, Posibles Rivales

    0

    COLIMA, COL.- Hace una década, pese a su pertenencia a partidos políticos distintos, Martha Leticia Sosa Govea y Mario Anguiano Moreno tuvieron un espacio de coincidencia política a través de la Fundación para el Desarrollo de Colima (Fundeco), un organismo de composición plural nacido a principios del sexenio de Fernando Moreno Peña, que presidió inicialmente el entonces diputado federal priísta Jesús Orozco Alfaro.

    Ahora, el destino político podría colocar a Sosa y Anguiano como rivales en la próxima elección de gobernador, pues ambos son considerados los aspirantes más fuertes a ocupar la candidatura del PAN, en el caso de la primera, y del PRI, en el caso del segundo, de cara a la elección de gobernador del próximo 5 de julio.

    El triunfo obtenido por Martha Sosa en la elección de senadores en 2006 y la victoria de Mario Anguiano, que recuperó la alcaldía de Colima para el PRI en ese mismo año, colocó a los dos personajes en posiciones inmejorables para perfilarse como fuertes aspirantes a la candidatura a gobernador en sus respectivos partidos.

    Manuel Salvador González Villa, doctor en Ciencias Sociales e investigador de tiempo completo en la Universidad de Colima, señala que si otros fueran los candidatos no habría una lucha de fuerzas equilibrada, pues cualquiera de los otros aspirantes, por ambos partidos, son más débiles que los antes mencionados.

    Es una coyuntura histórica, dice, “a pesar de que el PAN ha venido creciendo en aceptación, ésta va a ser una coyuntura bastante singular, en el sentido de que va a ser una competencia en donde el resultado electoral va a estar definido hasta el último momento; siempre y cuando tengamos a Martha y a Mario como candidatos. Si otros candidatos del PAN o del PRI lograran colarse, no sería el mismo escenario”.
    “Creo que Martha Sosa y Mario Anguiano son las dos figuras que serán los contendientes finales a la lucha por la candidatura y después por la gubernatura”, continúa el académico.

    Una relación de antaño

    La senadora panista y el alcalde priísta se conocieron desde muchos años atrás, mientras ella era diputada local y él se desempeñaba como Contador Mayor de Hacienda del Congreso, compartían el mismo edificio para trabajar.
    Posteriormente ambos formaron parte de la Fundeco.

    Dice González Villa: “Ahí hay una afinidad política pasada, aún e hipotéticamente cuando ambos sean candidatos a gobernador, no creo que vaya a ser un motivo de enconos, reproches, ni motivo de nada en el sentido de que busquen utilizar un argumento para denostar al otro candidato, eso va a ser una variable un poco relevante a la hora de mostrarse cuando estén políticamente en campaña”.

    Comenta que si fueran ellos dos los candidatos habría una campaña más limpia tomando en cuenta los antecedentes, aunque lo que hay que tomar en cuenta es que el PAN y el PRI no sólo se definen por lo que los posibles candidatos puedan manejar discursivamente, sino que hay que tomar en cuenta que los partidos puedan desembocar en agresiones, “ya ves que en las manifestaciones y mítines siempre hay figuras políticas que adoptan discursos en donde la diatriba, el insulto, lo consideran parte del triunfo”.

    —¿Entonces aún si fueran ellos no descartamos una guerra sucia?
    —Desde luego que no, pero no promovido por ellos como candidatos posibles, será por factores de otra naturaleza.

    —¿Cómo ha sido actualmente la relación entre Martha y Mario?
    —Yo creo que los dos aspirantes se han mantenido a distancia, me parece que no es necesario que ambos tengan algo que decir ni a favor ni en contra mutuamente. Y yo creo que están esperando cada uno primero resolver la situación política dentro de sus partidos. Esa es la preocupación más directa ahorita: ver cómo van a quedar en sus procesos internos.

    —¿Las campañas podrían terminar con la relación?
    —No debería, y no va a terminar. Conociendo a Mario, que me parece que es un político que sabe dónde está parado; y conociendo a Martha, que también tiene la madurez pública suficiente; me parece que no tendría que desembocar en una confrontación de dos enemigos irreconciliables y en lucha frontalmente a muerte.

    Martha Sosa, sus rivales son panistas

    El problema de Martha Sosa no es cómo la mira la sociedad, sino su problema, su principal obstáculo, son sus propios compañeros de partido, asegura Salvador González, “aquí lo que se ve, a pesar de los pesares, es que hay muchos candidatos, todos se sienten con derecho y posibilidades de ganar, pero viéndolos desde afuera, yo creo Martha es sin duda alguna quien debería ser la candidata idónea del PAN”.

    Martha Leticia Sosa Govea nació en Manzanillo, es contadora pública con estudios de Posgrado en Ciencias Área Fiscal. Dentro de su carrera partidista ha sido secretaria general del Comité Directivo Estatal del PAN (1992 – 1995), consejera estatal de su partido por tres períodos consecutivos, consejera nacional por dos períodos consecutivos también, y delegada del partido en Manzanillo (2003–2004).

    Mientras que de 1988 a 1991 fue diputada local suplente, para tres años después ocupar un curul en el Congreso del Estado, pero fue durante su desempeño como presidenta en la administración municipal de Manzanillo (1998-2000), cuando Martha Sosa obtuvo gran simpatía entre el electorado, misma que creció y en 2006 le dio el triunfo para la Senaduría.

    La viabilidad de Sosa para gobernadora se puede ver desde la óptica de la sociedad civil, por primera vez en Colima, desde 1997 hasta ahora, representa una opción política más o menos fuerte, con un cierto grado de probabilidad de ganarle al PRI la gubernatura, dice el investigador.

    “Hay que tomar en cuenta una serie de variables políticas que avalan la probabilidad de que Martha Sosa pueda ser, no solamente una candidata seria, sino quien le pueda ganar la gubernatura al PRI, que tradicionalmente ha sido el triunfador”, subraya Salvador González al referir que entre las variables a destacar es el hecho de que la contadora tuvo una buena aceptación como presidenta municipal de Manzanillo, “eso le abre una posibilidad porque se debe de considerar que el puerto es el segundo municipio más importante en el número de votos. También ha sido una figura política que siempre ha cuidado mucho sus expresiones, e incluso evitó en lo posible entrar en una confrontación verbal cuando Fernando Moreno Peña fue gobernador, lo cual habla de una persona que ha sabido manejarse con cierta prudencia política, no le gana el afán protagónico”.

    Actualmente es senadora, lo cual le da una ventaja, emite, “creo que lo que ella ha dado es un informe de buenas cuentas, en el sentido de que sabe lo que se puede hacer y lo que no. Y eso es importante, es una senadora que ha hecho un buen trabajo, tiene la experiencia”, comenta
    .
    Como tercer factor político, el entrevistado señala que es una aspirante que no ha entrado al desgaste ni al desconocimiento de sus compañeros de partido, por lo que además tiene la edad y la madurez para ser candidata, “y me parece que conoce el entorno político local, entonces estas variables la colocan como una fuerte candidata”, pondera al referir que no hay que olvidar la posición en donde la colocan las encuestas.

    Pero para Martha Sosa es más fácil ganar la gubernatura que ganar la candidatura de su partido, pues en ocasiones anteriores la cúpula del PAN y otros de sus compañeros se han mostrado en contra de que la contadora destaque.

    ¿Qué pasaría si no dejan llegar a Sosa Govea a la candidatura a la gubernatura?, Se le cuestionó al doctor en Ciencias Sociales, a lo que respondió: “Lo van a lamentar mucho los panistas, porque no veo yo a otra figura política con el mismo peso y con la misma posibilidad real de ganar la gubernatura, sinceramente no veo ni a Nabor, ni a Locho, ni a Toño, ni a ninguno de los que quieren ser, con las mismas posibilidades de llegar a la gubernatura”.

    Además, dice, lo que deben sopesar los líderes del blanquiazul es que Virgilio Mendoza tiene un proceso jurídico, “yo creo que a Virgilio se le olvida que más allá de Manzanillo no tiene una presencia real por parte del electorado en Colima”.

    Las posibles candidaturas al mismo cargo de los demás aspirantes azules son obstáculos en un principio para la exalcaldesa, añade Salvador González, “pero no están tomando en cuenta que también la percepción de la gente tiene mucho qué ver, y aunque ellos piensen que pueden tener posibilidades, yo creo que la verdad es que Martha Sosa está en la mejor posición política del PAN, como candidata”.

    Mario Anguiano, un político conciliador

    La declinación del presidente municipal de Tecomán, Juan Carlos Pinto Rodríguez, junto con el registro de Carlos Cruz Mendoza como candidato a diputado federal por el segundo distrito, van limpiando el camino para que el alcalde de Colima sea el abanderado priísta a la candidatura más deseada entre los colimenses.

    “Yo creo que Mario Anguiano es el candidato más fuerte del PRI por una serie de variables que hay que ponderar de manera objetiva. Mario es el presidente municipal del municipio más importante y el grado de aceptación que tiene de la gente es bastante bueno, de hecho de los cuatro candidatos que resultan de mayor aceptación de los últimos meses, Mario es de los más importantes, en ese sentido hay que recuperar la imagen de un político ganador, de un municipio, el más importante”, reflexiona el investigador.

    Mario Anguiano Moreno fue Contador Mayor de Hacienda en el Congreso del Estado (entró en 1995), estuvo al frente de la Tesorería en el municipio de Manzanillo (2000-2002), y fue diputado local durante la LIV Legislatura (2003-2006), actualmente es presidente municipal de Colima, luego de recuperar la alcaldía para el PRI hace casi tres años.

    Como alcalde de la ciudad capital Anguiano Moreno ha obtenido gran simpatía por parte del electorado, durante su administración se ha visto en diferentes eventos por todo el estado, lo más reciente fue su aparición, al lado del gobernador Jesús Silverio Cavazos Ceballos, en la inauguración de la Feria del Limón 2009, en Tecomán. Además ha recibido diversos reconocimientos, apenas el 24 de enero pasado la Fundación para el Desarrollo de Gobiernos confiables entregó al Ayuntamiento de Colima un reconocimiento por su trabajo en materia de calidad.

    Para González Villa, uno de las cosas que favorece a Mario Anguiano rumbo a la candidatura es que siempre se ha mostrado bastante conciliador políticamente, con un discurso y acción de unir fuerzas, “en lograr amarres con personajes claves del Partido Revolucionario Institucional, me parece también una medida que habla muy bien de él como candidato posible del PRI. Otra variable es que me parece que de todo el conjunto de figuras políticas que tiene el PRI, no hay otro con mejores posibilidades de ganar la gubernatura, más que la de Mario Anguiano”.

    González Villa sostiene que el hecho de que el alcalde sepa mantener una relación bastante prudente con las acusaciones que le han hecho una y otra vez, “sobre todo en el nefasto Diario de Colima, que en todo caso ha querido enturbiar el ambiente político”, le dan un plus, “Mario ha sido prudente, y reconoce con cierta honestidad que tiene un problema familiar, pero eso desde luego no mancha de alguna manera su papel como político”.

    A diferencia de los obstáculos que tiene Martha Sosa en su partido, en el PRI se percibe cierto acuerdo, consensos, en el sentido de que muchos problemas internos han sabido guardarlos dentro del PRI, lo que favorece al aspirante a la gubernartura.

    —Siendo Mario Anguiano el candidato a la gubernatura ¿Dónde quedarían los demás aspirantes?

    —En eso, en aspirantes que tienen los derechos que quieren hacerlos valer, pero que en términos reales no tienen posibilidades de poderle competir la gubernatura a una posible candidata como Martha Sosa, y eso sería desastroso para el propio PRI, porque pudieran pensar estos posibles candidatos que quieren el gobierno, que el aparato partidista los puede sacar adelante, pero hoy en día la sociedad colimense ha cambiado mucho y sobre todo los jóvenes miran desde otra perspectiva su papel a la hora de decidir sobre quien quiere gobernar sus intereses y ocupar el mayor puesto en Colima.

    Expresa que ni Luis Gaitán, Arnoldo Ochoa o Rogelio Rueda podrían hacer algo frente a la candidatura posible de Martha Sosa, “no tendrían posibilidades de ganarle —insiste—, aunque los priístas están convencidos de que su aparato, su estructura, va a funcionar muy bien con cualquier candidato, yo creo que no, creo que deberían de pensarlo; y sí lo saben pero vamos a ver cómo se dan las cosas”.

    —¿Qué pasaría si Mario no fuera el candidato?

    —Yo tendría que pensar que le tendrían que ofrecer una opción política interesante para él, sería una disyuntiva bastante difícil que sólo Mario puede resolver y definir.

    —¿Le afectaría al PRI?

    —Por supuesto, si a Mario lo dejan fuera de la contienda, para el PRI va a ser un hecho lamentable, si es que no se han dado cuenta desde ahora.

    Las cifras

    Las últimas encuestas publicadas en los medios de comunicación local ubican a ambos candidatos en las primeras posiciones. Mientras el viernes 23 de enero el Diario de Colima enlistó a Martha Sosa a la cabeza, seguida de Mario Anguiano y declarando un empate técnico, el Ecos de la Costa publicó el viernes 30 otro estudio en donde el priísta está e primer lugar y en segundo la senadora panista, pero con una gran diferencia de distancia de más de cinco puntos porcentuales.

    La primera encuesta sobre las preferencias electorales para gobernador del estado 2009, fue realizada en el estado por la empresa Signo Comunicación de la Ciudad de México, y revela que Martha Sosa se posiciona como la principal candidata por el Acción Nacional, mientras por el Revolucionario Institucional se encuentra Mario Anguiano Moreno, justo atrás de la senadora y por delante del diputado federal Arnoldo Ochoa González.

    Según la publicación, por Martha Sosa sí votaría el 40 por ciento; el 18 por ciento no lo haría; un 37 por ciento contestó que no la conoce y un 5 por ciento contestó que no sabe. Mientras que por el priísta el 36 por ciento sí sufragaría; el 15 por ciento no; un 43 por ciento afirmó que no lo conoce y el 6 por ciento respondió que no sabe.

    Por su parte la empresa Eficaz Marketing Inteligente, S. C, señala al alcalde de Colima a la cabeza con 21% de las preferencias, seguido de la senadora con 16%, y en tercera posición a Rogelio Rueda con sólo el 10%. El trabajo se realizó del 8 al 15 del pasado mes. Además, a la pregunta de si el domingo fueran las elecciones ¿por el candidato de qué partido votarían?, el estudio arroja que el PRI hubiera obtenido un 35%, el PAN un 25% y el PRD sólo el 2%. Cabe destacar que el 28% de los encuestados aclaró que su voto dependerá del candidato que represente al partido.

    En uno de los escenarios, la encuestadora confrontó a Martha Sosa y Mario Anguiano, en donde edil supera los 46 puntos, y la legisladora se queda con 41. En todos los demás escenarios, en donde Anguiano y Sosa participan por separado con otros aspirantes del partido opuesto, ellos son los que salen triunfadores.

    Manuel Salvador González Villa concluye que tanto la candidatura de Martha Sosa en el PAN como la de Mario Anguiano en el PRI son viables para que se logren y para que den una gran batalla en el próximo proceso electoral que se avecina, “seguramente ellos van a ser los dos protagonistas de las elecciones de 2009, y me parece que van a ser meses de contienda de una altura política rentable. Me parece que son dos figuras definidas, cada una en su partido, y yo creo que para Colima sería lo más conveniente, que como candidatos ambos pudieran ser los que finalmente postulen sus partidos al gobierno del estado de Colima”. (7 DE FEBRERO, 2009)

    *Nota: Esta información la encuentra impresa en el Semanario “Avanzada”.

    Compartir