Germán Sánchez e Iván García segundo bronce en clavados

0

*La delegación nacional ya suma cinco preseas en Kazán 2013.

ULTRAMEDIA

Kazán, Rusia.- Los clavadistas Germán Sánchez e Iván García aportaron este jueves la segunda medalla en clavados y quinta para la delegación mexicana en la Universiada Mundial, con el bronce en la prueba de sincronizados en plataforma de 10 metros.

Al concluir las seis rondas pactadas en la fosa del complejo Aquatics Palace, la pareja mexicana obtuvo una sumatoria de 416.85 puntos, prueba en la que el oro fue para los chinos Liang Hou y Hong Ying con 433.83 unidades, mientras que la plata le correspondió a los rusos Artem Chesakox y Víctor Minibaev con 421.71.

Ambos estudiantes de la Universidad del Valle de México, campus Zapopan, coincidieron que fue positivo su debut en el magno certamen universitario, en el que además de la presea de bronce en pareja, se ubicaron en las posiciones 4 y 5 en individual.

“Estamos tranquilos, pero nos falta mejorar la última parte de los clavados, la entrada que es una de las cosas más importantes para lograr calificaciones más altas y volver a estar en lo alto de un podio, tenemos tiempo y muchas cosas que aprender; debemos mejorarlas para un evento tan importante como lo es el campeonato mundial”, comentó Iván García, estudiante de la carrera en Administración de Empresas.

Los olímpicos en Londres llegaron a encabezar la competencia al iniciar la quinta ronda con 267.12 unidades, gracias a la ejecución previa de dos vueltas y media atrás con dos giros y medio en posición B, la cual les otorgó 85.32 de calificación.

“Estamos contentos, a pesar de que esperábamos un mejor resultado, nos faltan pulir detalles, trabajar la confianza en los clavados, pero vamos por buen camino para llegar al cien por ciento a Barcelona, repetimos un clavado que fue de giros hacia atrás y ese era el que más nos preocupaba, pero fue uno de los que mejor nos salió y por esa parte estamos tranquilos y vamos mejorando, tenemos tiempo para trabajar y llegar mejor a Barcelona”, manifestó Germán, estudiante de la carrera de Mercadotecnia.

Asimismo, aseguraron que su actuación en la fosa rusa traerá consigo enseñanzas valiosas para competencias venideras.

“Regresar a casa con una medalla motiva, en una presea que refleja el trabajo de muchas personas y de nuestra universidad, nos deja mucho aprendizaje, aprendimos que debemos dar siempre lo mejor en cada competencia, a saber que la competencia se puede decidir en el último clavado y tenemos que apretar en cada ejecución”, señaló Sánchez.

Anuncios