Amargo 0-0 Académicos y Atlético Tecomán

0

*En la Liga de Nuevos Talentos de la Segunda División Profesional.

Aroldo Acosta Mendoza | LA LIGA

Pénjamo, Gto.- Académicos de Atlas salió con la pólvora mojada en su casa y desaprovechó que Tecomán se quedó con un hombre menos desde el minuto 76 para obtener un empate 0-0 amargo en el estadio “Pablo Herrera”.

Los rojinegros pecaron de falta de puntería frente al arco de los colimenses aunque también cabe destacar el buen trabajo bajo los postes del guardameta Juan Carlos Espinoza quien evitó tres ocasiones la caída de su marco.

Fiel a su estilo los dirigidos por Julio Estrada tomaron la posesión del esférico desde los primeros minutos, circulando por todos los sectores para hacer daño a la cabaña de Tecomán.

En tanto los de Colima ya bajo el asesoramiento de Jorge Martínez desde atrás de la banca ordenó muy bien a su plantel para no perder el control porque estaba claro que era importante sumar mínimo el empate.

Gerardo Rangel, Oscar Gutiérrez y Christian Muñoz se cansaron de fallar frente al arco porque a decir verdad se plantaron frente al portero Juan Carlos Espinoza pero sus buenas intervenciones y sus zagueros se portaron a la altura.

“Jerry” Estrada hizo modificaciones pronto al ingresar a Leonel Guerrero para reforzar la lateral izquierda y darle mayor profundidad al ataque y cumplió Guerrero conforme avanzaron los minutos hasta plantarse en la línea de fondo para enviar el balón al área.

Para la segunda parte Tecomán continuó respetando el librito, atrás orden, medio campos apoyando para romper cualquier intento y después buscar el error en el contragolpe con Carlos Naranjos.

Los zorros por su parte intentaron por arriba hacer daño pero no pudieron conectar con la cabeza para vencer la portería de Colima, por abajo fue lo mismo Gerardo Rangel se cansó de fallar al igual que Christian Muñoz.

Para colmo de los visitantes fue expulsado Carlos Naranjos a los 76 minutos y se vino la cascada de peligro sobre el arco de Colima pero fue inútil, fue una tarde donde los locales no anotarían y se ahogó el grito de gol en varias ocasiones en los aficionados de Pénjamo.

Anuncios